Temas del día Más temas

NFL

Mike Tomlin lanza advertencia a wide receivers de los Steelers

Tras la inesperada derrota ante Washington, el entrenador en jefe de Pittsburgh se mostró descontento por el desempeño de los receptores del club.

Estados Unidos
Mike Tomlin con los Steelers
Joe Sargent AFP

A pesar de declarar que el principal objetivo de los Steelers en 2020 es el campeonato, tal parece que la sorpresiva derrota de Pittsburgh ante el Washington Football Team, con la cual perdieron el invicto, no cayó nada bien en el vestidor del club, especialmente a Mike Tomlin.

De acuerdo con NFL Network, el entrenador en jefe de Steelers se mostró molesto por el desempeño de los receptores del equipo en el juego de la semana 13, compromiso en el que tiraron siete pases.

Pueden hacer las recepciones o pueden ser reemplazados por los que sí pueden hacer las atrapadas. Espero jugadores que puedan hacer jugadas de rutina regularmente”, lanzó Tomlin a manera de ultimátum –que podría estar especialmente dirigido a Diontae Johnson y Eric Ebron.

Y las palabras de Tomlin tienen motivo. Los siete pases incompletos contra Washington representan la mayor cantidad de envíos fallidos por culpa de los receptores en los últimos 15 años dentro del club. Además, acumulan 31 espirales no atrapadas en la campaña, departamento que comandan en la NFL. La situación parece agravarse con el paso de las semanas; durante el juego contra Ravens el cuerpo de receptores falló cinco recepciones.

Esto parece agravarse sin la presencia de James Conner en el emparrillado ya que Steelers registra más de 40 intentos de pase en los últimos cuatro juegos (de los cuales el corredor se perdió dos) y contra el WFT Pittsburgh solo tuvo 21 acarreos.

‘Big Ben’, despreocupado

Por otra parte, Ben Roethlisberger reconoció que la ofensiva de Pittsburgh no ha lucido en su mejor nivel (promedian 21 puntos en sus tres compromisos más recientes), pero aseguró que aún es una unidad competitiva.

Por el momento, no somos geniales en la ofensiva. No somos malos. Diría que estamos por debajo del promedio, quizás una B o una B menos ahora. Así que hay mucho espacio para mejorar”, sentenció.