NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAargentinaARGENTINAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOperúPERÚusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

Semana 11

Ravens, a saldar cuentas pendientes con Titans

Este domingo, ambos equipos se verán las caras de nuevo en el M&T Bank Stadium, en un juego de temporada regular que podría tener implicaciones de Playoffs.

Estados UnidosActualizado a
Este domingo, ambos equipos se verán las caras de nuevo en el M&T Bank Stadium, en un juego de temporada regular que podría tener implicaciones de Playoffs.
Getty Images

Los Baltimore Ravens fueron el mejor equipo de la campaña regular 2019. Terminaron con récord de 14-2, incluidos 12 triunfos en fila, gracias al mejor ataque terrestre de la liga y a un fenómeno llamado Lamar Jackson.

Sin embargo, en la Ronda Divisional, el equipo del coach John Harbaugh fue dominado de principio a fin por los Tennessee Titans, en un juego en el que Baltimore era favorito por 9.5 puntos.

Derrick Henry corrió para 195 yardas y lanzó un pase de touchdown en el triunfo de Tennessee, 28-12. Ryan Tannehill apenas completó 7 de 14 para 88 yardas, pero tuvo dos envíos a las diagonales y otra anotación por tierra, en una noche en la que la defensa de los Ravens permitió 530 yardas.

Este domingo, ambos equipos se verán las caras nuevamente en el M&T Bank Stadium, en un juego de temporada regular que podría tener serias implicaciones de Playoffs.

Ni Titans (6-3) ni Ravens (6-3) llegan en su mejor momento.

Tennessee ha perdido tres de los cuatro más recientes, incluidos dos en casa; Baltimore ha sufrido dos derrotas en tres semanas, en medio de una polémica declaración de Lamar Jackson, quien dijo que los rivales estaban anticipándose fácilmente a las jugadas ofensivas de los Ravens.

Y puede ser que las defensivas hayan encontrado la manera de frenar a Jackson y compañía, en un ataque que, sin mayores secretos, sale a correr la pelota en una ofensiva RPO (run-pass-option).

Claro, una cosa es saber lo que el rival va a hacer, y otra poder detenerlo.

Baltimore es segundo en la NFL con un promedio de 164 yardas terrestres por partido. Jackson es líder del equipo con 524 yardas (5.8 por intento) y tres touchdowns, incluido uno de 50 yardas.

Gus Edwards (370 yardas, tres touchdowns), el novato J.K. Dobbins (310-2) y Mark Ingram (230-2) completan este monstruo de cabezas en el backfield de los Ravens.

Ingram fue limitado a cinco yardas en la derrota en New England, en su regreso tras dos semanas fuera debido a una lesión en el tobillo.

La defensa de Tennessee es 18 contra la carrera y permite 120.2 yardas por juego. En la apretada victoria de la Semana 3, 31-30 sobre Minnesota, los Titans aceptaron 226 yardas terrestres, 181 cortesía de Dalvin Cook.

En el Juego Divisional de enero, Jackson corrió para 143 yardas, pero 116 fueron en la segunda mitad, cuando Tennessee tenía el juego bajo control.

Mike Vrabel, coach de los Titans, sabe que para vencer a los Ravens hay que contener a Jackson y forzarlo a lanzar el balón. El joven quarterback ha completado 64% de sus pases (26 en la NFL), con 1,762 yardas (25), 14 touchdowns (17) y rating de 95.6 (18).

Cuando Tennessee tenga el balón, la defensa de Baltimore también sabe que una de las claves para ganar es contener a un solo hombre: Derrick Henry.

Henry es segundo en la liga con 946 yardas, primero en intentos (201) y quinto con ocho touchdowns por la vía terrestre.

Henry tiene cinco juegos de 100 yardas en la campaña y necesita 54 yardas para su tercera temporada en fila de mil, lo cual lo convertirá en el cuarto corredor de la historia en lograrlo, uniéndose a Earl Campbell (Houston Oilers), Eddie George y Chris Johnson.

Henry tiene 18 juegos en fila con al menos 18 acarreos, algo que solamente han logrado cinco jugadores desde 1948.

“Va a requerir un gran esfuerzo. Va a necesitar todo lo que tenemos”, dijo Harbaugh. “Es una muy buena línea ofensiva para bloquear en las carreras, por supuesto. Obviamente, [Henry] es un corredor físico”.

Si los Ravens logran contener a Henry, Ryan Tannehill podría ser el héroe de los Titans.

Tannehill ha lanzado 20 pases de touchdown, segundo quarterback en la historia de la franquicia con al menos 20 después de los nueve primeros juegos de una campaña. Solo George Blanda lo había logrado, con 21 en 1960 con los Oilers.

Tennessee es un equipo que no entrega balones tan fácilmente. Los Titans son líderes de la liga con apenas cuatro turnovers y un diferencial de +10 en intercambios de balón.

En tanto, nadie permite menos puntos por juego que Baltimore, con 18.3; además, los Ravens son líderes con 17 fumbles forzados y 10 recuperados.

“Es un excelente equipo, un equipo de football físico. Y vamos a tener que dar lo mejor de nosotros en todas las áreas”, dijo Vrabel.

Siendo que en la AFC hay seis franquicias con 6-3, el perdedor podría lamentarse en enero de esta derrota, pues en caso de tener el mismo récord, el primer criterio de desempate entre dos equipos es el duelo directo.

Los Ravens han ganado dos de los tres más recientes contra Titans en campaña regular y Harbaugh está 1-0 contra Vrabel.

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?