MLB

Los Angeles Times: Jeff Lunhow demanda a los Astros

El exgerente general denuncia que hubo una “resolución negociada” entre Crane y Manfred para no retirarle el título de Serie Mundial al club de Houston.

Estados Unidos
0
jeff lunhow
Patrick Semansky AP Photo

La Major League Baseball permite a sus equipos robar señas, pero no todas las formas cumplen con la legalidad de MLB. Utilizar dispositivos electrónicos para ello es una de las maneras que violan el reglamento de la liga, como sucedió con Houston Astros en 2017 y 2018.

Es por ello que el comisionado de la MLB, Rob Manfred, anunció los castigos para la organización: multa de cinco millones de dólares, pérdida de cuatro selecciones del draft, y el veto por un año del baseball a AJ Hinch y Jeff Lunhow, a quienes los Astros despidieron tras emitirse la conclusión oficial de la investigación de Grandes Ligas. Alex Cora también fue sancionado por una año.

Hinch firmó este año en Detroit para tomar la caseta del Comerica Park. Cora regresó a Fenway Park.

Lunhow, quien continúa desempleado, demandó este domingo a la novena de Houston, reporta Bill Shaikin para Los Angeles Times, por irrumpir su contrato para "ahorrarse más de 22 millones de dólares en dinero garantizado". El exgerente general denuncia que ha sido utilizado como "chivo expiatorio" del club al negociar entre Jim Crane, dueño de los Astros, y Manfred los castigos impuestos contra la organización.

El Departamento de Investigación de la MLB se encargó durante dos meses de indagar dentro de la organización lo ocurrido tras develar el lanzador Mike Fiers para Evan Drellich y Ken Rosenthal, de The Athletic, que el equipo operó un esquema ilegal de robo de señas mediante el uso de dispositivos electrónicos durante la temporada 2017, año del único título de los Astros, en el que se montó una cámara en el jardín central del Minute Maid Park para avisar a los bateadores de Houston sobre los lanzamientos próximos.

La pesquisa de MLB lo confirmó, agregando que se emplearon botes de basura y chiflidos para ello.

Ningún pelotero fue sancionado por la negociación entre el sindicato de jugadores (MLBPA) y las Grandes Ligas para que estos colaborasen a rendir declaraciones. A pesar de no encontrar evidencia directa en su contra, Lunhow, señaló Manfred en su conclusión, fue suspendido un año pues al tener el cargo de GM debió estar pendiente de las actividades del club. A diferencia de Cora o Hinch, quienes en múltiples entrevistas han aceptado sus acciones, Lunhow ha negado enfáticamente su participación o conocimiento del tema.

Meses después, un reporte periodístico de Jared Diamond, de The Wall Street Journal, señaló que los Astros crearon un esquema de robo de señas al cual bautizaron como 'Codebraker'. La información apunta que incluso hubo una presentación sobre el mismo en el cual Lunhow estuvo presente. En los pasillos del Minute Maid Park, añadió Diamond, se referían al esquema como "departamento de artes oscuras".

“El comisionado vetó castigos potenciales con Craneo, y ambos intercambiaron una serie de propuestas. Esas negociaciones favorecen a Crane y los Astros”, demanda el documento de Lunhow, según Los Angeles Times.

Según el exgerente general de los Astros, en 2018 firmó un contrato con el equipo de 31 millones de dólares.

Hinch y Cora han dado la vuelta a la página, mientras Lunhow continúa agregando párrafos a lo que varios analistas han llamado el momento más bochornoso para el baseball en la historia moderna, y cuya comparación ha recordado a los 'Black Sox' de 1919 o los Giants de 1951. En el proceso, Manfed también ha sido cuestionado por la ligereza de sus sanciones.

Una vez concluida la investigación, el comisionado sentenció que no se le podría quitar el título de 2017 a los Astros porque así lo dictan las tradiciones del baseball: "dejar las cosas como pasaron".