BALTIMORE RAVENS

Ravens: Incidente de Earl Thomas no repercutirá en su contrato

Después de una investigación con relación al incidente que involucró a Thomas, el equipo de Baltimore determinó que el jugador no violó su contrato acordado en 2019.

Earl Thomas
Nick Wass Associated Press

Después de reportarse un el involucramiento de Earl Thomas en un escándalo sexual, la organización de los Ravens se dio a la tarea de indagar si el safety habría violado su contrato. Una vez terminado el ejercicio de minuciosidad la organización de Baltimore determinó que no hay manera de que el safety haya violado su contrato, según dijo una fuente a Mike Florio, de Pro Football Talk.

Al esquivar una violación al acuerdo, Thomas, a quien el equipo también investigó si reportó el incidente con prontitud, recibirá su salario garantizado intacto.

El defensive secundario tiene asegurados 10 millones de dólares para la próxima campaña de la NFL. En 2020 pasará su segundo año en Maryland de un contrato de cuatro temporadas y 55 millones de dólares.

El veterano, de 31 años, firmó con el equipo de la AFC Norte en 2019, luego de nueve años con los Seahawks, donde fue uno de los protagonistas principales en la defensa secundaria, la aclamada “Legión del Boom”. Dicho acuerdo lo posiciona como el quinto safety con el contrato más lucrativo en la liga, detrás de Eddie Jackson (Bears), Kevin Byard (Titans), Tyrann Mathieu (Chiefs) y Landon Collins (Redskins).

En su primer año en Baltimore, ahora como strong safety, Thomas inició 15 encuentros y terminó con dos intercepciones, cuatro pases defendidos, un balón suelto forzado y otro recuperado, así como un par de capturas de mariscales de campo.

Sin embargo, a pesar de terminar segundo en intercepciones y empatado en la quinta posición en el equipo en tacleadas combinadas, se reportó que a sus compañeros de equipo les irritó la falta de apego y rigurosidad del safety al sistema defensivo.

Thomas recibió en 2019 su séptima invitación en 10 años al Pro Bowl.

Más piezas defensivas a Baltimore

Para la siguiente campaña, los Ravens serán uno de los equipos más reforzados en el juego defensivo, como estrategía del gerente general Eric DeCosta y del entrenador en jefe John Harbaugh.

La escuadra de Baltimore, que obtuvo la mejor marca de la NFL en 2019 (14-2), hizo un intercambio con Jacksonville Jaguars para traer al ala defensiva Calais Campbell y, también de la misma posición, firmaron a Derek Wolfe en la agencia libre. A su vez, usaron su selección de primera ronda en el Draft para llevarse a Patrick Queen, un apoyador versátil y habilidoso egresado de LSU.

Los Ravens abrirán el calendario 2020 con un choque divisional en contra de Cleveland Browns en el M&T Bank Stadium.