LOS ANGELES CHARGERS

Brandon Staley es el nuevo head coach de los Chargers

El excoordinador defensivo de los Rams ahora tomará las riendas del otro equipo de Los Ángeles.

Brandon Staley
Doug Murray AP

El salario, la descripción laboral y los colores de Brandon Staley cambiaron drásticamente la noche del domingo. Su dirección postal y lugar de trabajo, sin embargo, seguirán siendo los mismos.

Luego de apenas una temporada como coordinador defensivo de los Rams, Staley fue nombrado la noche del domingo como el 17mo entrenador en jefe de los Chargers, el otro equipo de Los Ángeles.

Con apenas 38 años de edad y sólo cuatro temporadas en la NFL, Staley no tardó en hacerse de una reputación como entrenador de linebackers en Chicago y Denver antes de tomar las riendas de la defensiva de los Rams y crear a la unidad más dominante de la NFL.

Ahora, tendrá la responsabilidad de cambiarle la cara a una organización que ha ido en picada en los últimos años a pesar de estar plagada de talento en todas y cada una de sus líneas.

Staley tomará el lugar que dejó vacante Anthony Lynn luego de compilar un registro de 33-31 en cuatro temporadas con los Chargers, una época que quedó marcada por la incapacidad del equipo para ganar los juegos apretados. En las últimas dos campañas de Lynn, el equipo perdió 18 juegos decididos por ocho puntos o menos.

Ahora, Staley será el responsable de cambiar la filosofía de un equipo que parece listo para competir por un lugar en playoffs y no por una selección a la mitad de la primera ronda del Draft. De hecho, la versión 2020 de Los Ángeles fue el único equipo en la Liga en ubicarse entre los 10 primeros en yardas, a la ofensiva y a la defensiva, en no alcanzar la postemporada.

“Es difícil describir lo emocionado que estoy por esta oportunidad de ser el entrenador en jefe de Los Angeles Chargers”, señaló Staley en un comunicado. “Aunque sin duda es un sueño hecho realidad, también es un sueño que apenas comienza. Hay una razón por la que probablemente esta haya sido la vacante más codiciada —desde los dueños, a los aficionados, a la ciudad, y a los hombres en este vestidor. Es el paquete completo”.

El nuevo coach hereda un plantel con nombres como el favorito al premio a Novato del Año, el quarterback Justin Herbert, el wide receiver Keenan Allen, el tight end Hunter Henry y los edge rushers Joey Bosa y Melvin Ingram.

La gerencia de los Bolts se inclinó por un nuevo entrenador con un trasfondo defensivo posiblemente por el contexto de que el equipo tendrá que lidiar con Patrick Mahomes durante la próxima década y bajo el entendido de que Herbert ha mostrado suficiente talento y progreso para no requerir tanta ayuda en su desarrollo.

El nivel de talento y la estructura con la que cuentan los Chargers eleva la presión para que Staley entregue resultados inmediatos. Sin embargo, el joven entrenador tiene a varias figuras en su esquina.

“Haría feliz a muchas organizaciones porque es un gran tipo. Sólo piensa en football, pero al mismo tiempo es un coach que piensa en los jugadores y me encanta eso de él”, dijo semanas atrás Jalen Ramsey, cornerback de los Rams.