Browns
7
FIN
38
Steelers

SEMANA 6

Continúa la paternidad de Steelers sobre Browns

Los Steelers están 5-0 apenas por segunda vez en la historia de la franquicia. Lo habían hecho en 1978, cuando Pittsburgh terminó 14-2 y ganó su tercer Super Bowl en cinco años.

Steelers
Joe Sargent AFP

Sí, los Browns han mejorado, pero hay cosas que nunca cambian.

Los Pittsburgh Steelers derrotaron a Cleveland por decimoséptima ocasión en fila en Heinz Field, al son de 38-7, y dejaron en claro que son legítimos contendientes en la AFC.

Los Browns, que llegaron al juego de este domingo con una racha de cuatro triunfos, ganaron por última vez en Pittsburgh en 2003, cuando Tim Couch era el quarterback de Cleveland y Ben Roethlisberger todavía jugaba con los Red Hawks de la Universidad de Miami.

Los Steelers están 5-0 apenas por segunda vez en la historia de la franquicia. Lo habían hecho en 1978, cuando Pittsburgh terminó 14-2 y ganó su tercer Super Bowl en cinco años.

Pittsburgh, además, igualó lo hecho por los New York Giants en 1985 y ahora son los dos únicos equipos de la historia con al menos tres capturas de quarterback y una intercepción en sus primeros cinco juegos de una campaña.

Sin embargo, fue un triunfo costoso, pues el linebacker Devin Bush se lesionó la rodilla al final del segundo cuarto y ya no regresó al juego. Su lugar fue tomado por Robert Spillane.

La defensiva de los Steelers hizo la primera jugada grande, cuando Minkah Fitzpatrick interceptó a Baker Mayfield y se llevó el balón 33 yardas hasta las diagonales para el 10-0 a la mitad del primer cuarto.

Es el tercer touchdown defensivo de Fitzpatrick desde que llegó a Pittsburgh, en la Semana 3 de la campaña 2019.

Ben Roethlisberger conectó un pase de 36 yardas con el novato Chase Claypool hasta la yarda tres de Cleveland y una jugada después, James Conner cruzó las diagonales para el 17-0 con 10:28 por jugarse en el segundo cuarto.

La segunda intercepción a Mayfield fue de Cameron Sutton. Stephon Tuitt estaba encima del quarterback de los Browns, quien buscaba a Rashard Higgins, pero Sutton se anticipó muy bien al envío.

Al “Big Ben” le tomó cuatro jugadas para conectar con James Washington una espiral de 28 yardas para otro touchdown de Pittsburgh, que ganaban 24-0 a 5:43 del final de la primera mitad.

Los Browns finalmente rompieron el cero cuando Mayfield localizó a Higgins, completamente solo, en las diagonales, en jugada de 13 yardas para el 24-7.

Tras fracasar en un cuarto down y una yarda, Cleveland dejó a Pittsburgh dentro de su 30. Roethlisberger y la ofensiva de los Steelers aprovecharon el campo corto y montaron un drive de ocho jugadas, todas por tierra, y anotaron en una jet sweep del novato Claypool de tres yardas para el 31-7 al final del tercer periodo.

Un touchdown de Benny Snell Jr. en carrera de una yarda cerró la cuenta.

Roethlisberger completó 14 de 22 para 162 yardas y un touchdown, su número 215 en Heinz Field, uno más que Brett Favre (214 en Lambeau Field) para colocarse en el tercer lugar de todos los tiempos para un quarterback en un mismo estadio.

Conner llevó el balón en 20 ocasiones y terminó con 101 yardas terrestres, su tercer juego de 100 yardas de la temporada.

Mayfield se fue con 10 de 18, 119 yardas, un touchdown y dos intercepciones. Fue capturado cuatro veces, golpeado otras siete ocasiones y relevado al final del juego por Case Keenum.

Cleveland, que llegó a este partido con promedio de 5.48 yardas terrestre por intento, terminó con apenas 75 yardas y promedió 3.4 por acarreo.

Los Browns habían anotado al menos 30 puntos en cuatro juegos consecutivos, su racha más larga desde 1968.

En la Semana 7, los Steelers visitan a los Tennessee Titans y los Browns jugarán en Cincinnati ante los Bengals.