SAN FRANCISCO 49ERS

Sherman defiende a Garoppolo: “Jimmy no juega defensa

El estelar cornerback la quita cualquier responsabilidad al quarterback por la derrota de San Francisco en el Super Bowl.

Richard Sherman y Jimmy Garoppolo
Michael Zagaris Getty Images

Durante la temporada baja, conforme los rumores y reportes colocaban a Tom Brady cada vez más cerca del equipo de su infancia, el optimismo entre los aficionados de San Francisco se disparaba por las nubes. Finalmente tendremos un quarterback de calibre de Super Bowl que esté al nivel de nuestra defensiva, pensaban.

Ese entusiasmo no se compartía al interior de los 49ers, como lo demuestra una vez más el estelar cornerback Richard Sherman, quien el jueves salió a la defensa del pasador que los llevó a seis minutos del campeonato.

En cambio, puso la responsabilidad del fracaso en el pasado Super Bowl justo donde corresponde, sobre los hombros de una laureada defensiva que se desfondó en el momento más inoportuno, permitiendo 21 puntos en los últimos seis minutos y medio.

“Cuando escuchas que están culpando a Jimmy, Jimmy no juega defensiva”, dijo Sherman en una entrevista a la radiodifusora KNBR. “Teníamos ventaja de 10 puntos. Los detenemos una sola vez y ganamos el juego”.

Cierto, los números de Garoppolo en el duelo ante los Chiefs no son precisamente de campeonato. Completó 20 de 31 envíos para 219 yardas con un touchdown y dos intercepciones y fue capturado en una ocasión. En el papel, eso no habría sido suficiente en la mayoría de las tardes para mantener un duelo apretado con Patrick Mahomes y el dinámico ataque de Kansas City. Salvo que aquel domingo de febrero fueron suficientes... hasta mediados del último cuarto.

Fue hasta que Mahomes se encumbró como presente y futuro de la NFL para comandar una remontada memorable contra una defensiva temible y, en una de las jugadas más importantes del juego, yendo sobre uno de los cornerbacks más respetados de la liga.

Abajo 21-17, Sammy Watkins dejó en el camino a Sherman para una recepción de 38 yardas que colocó a Kansas City a 10 yardas de tomar la ventaja con 3:44 en el reloj. Tres jugadas después, la remontada estaba completa y la debacle de San Francisco había sido escrita. Sherman, y el resto del equipo, saben que no fue culpa de Garoppolo.

“Jimmy jugó bien”, dijo Sherman a una estación de radio de California. “Hizo lo que debía hacer. Nosotros tenemos que terminar ese juego. Yo tengo que terminar ese juego. Tengo que hacer lo que me corresponde. Soy un jugador All-Pro, y debo jugar como All-Pro en la recta final.

“Creo que, junto a los otros líderes del equipo, lo defenderemos con todo, porque eso no tuvo nada que ver con él”.

Así es, San Francisco no necesitaba a Tom Brady detrás del centro, necesitaba que su defensiva jugara en el último cuarto de la temporada como lo hizo durante los otros 18 partidos.