TENNESSEE TITANS

Ryan Tannehill, nueva esperanza en la 'Ciudad de la Música'

El quarterback de Texas A&M llegó como suplente a la organización de Nashville, donde le arrebató la titularidad al segundo jugador mejor pagado de la NFL, Marcus Mariota.

Ryan Tannehill antes de enfrentar a Jaguars
Wesley Hitt AFP

Al finalizar la campaña 2018 en Miami con marca negativa (7-9), los directivos expresaron públicamente que seguirían evaluando la posición de quarterback. Evidentemente la situación para Ryan Tannehill no era propicia después de semejantes declaraciones.

Tannehill, junto a su agente Pat Dye, decidieron cambiar la residencia del pasador egresado de Texas A&M. "No importaba si era en Marte", dijo Dye a SportsTrust Advisors a mediados de octubre de este año. "Quería la oportunidad de ser titular", agregó, luego de perderla en la Semana 5 (2018) ante Chicago Bears por por una lesión en el hombro derecho que no le permitía tirar.

Brock Osweiler tomó su lugar, pero solo pudo poner dos triunfos en sus cinco apariciones al iniciar detrás del centro. Tannehill recuperó la titularidad cuando regresó a él la movilidad del hombro.

La llegada de Brian Flores como nuevo entrenador para la franquicia de Florida, así como el recién ingreso de Chris Grier como Gerente General al equipo fue un mensaje claro para Tannehill.

¿A dónde podría llegar Tannehill?

Varios equipos decidieron ir por nuevos mariscales de campo en la primavera y el verano. Broncos buscaron los servicios de Joe Flacco y se hicieron de ellos al llevarlo a Denver por 3 años y 66.4 millones de dólares.

Con la lesión de Alex Smith, el equipo capitalino también necesitaba de un quarterback capaz de generar yardas. Case Keenum terminó por ser el elegido en Washington, además de ir por Dwayne Haskins en el Draft.

Blake Bortles perdió la confianza en Jaksonville. Jaguars no miró atrás y fue tras el MVP del Super Bowl LII, Nick Foles, cuya carrera ha sido una constante de altibajos sin permanecer más de 3 años con un mismo equipo, desde que lo hizo durante su primera estancia con Eagles (2012-2014). Esta vez, buenas noticias llegaban para Foles: Jacksonville le ofreció 88 millones de dólares para ser líder de su ofensiva por 4 años.

Propenso a lesiones

Las lesiones constantes de Ryan Tannehill consternaban a cualquier manejador en la NFL. El quarterback tuvo su primera lesión en 2012: una contusión en la pierna. Llegó diciembre en el 2016, y en su onceavo día, Tannehill sufrió un esguince parcial del ligamento anterior cruzado de la rodilla izquierda contra Arizona. Ocho meses, tres semanas y un día después, se repitió la misma lesión, en tercer grado, para él durante una práctica. En el mismo agosto de 2017 se sometió a una cirugía para reparar el daño.

Alrededor de 200 mil estadounidenses por año sufren de engrosamiento y endurecimiento de la cápsula del hombro al año. Ryan Tannehill formó parte de la estadística en 2018 y lo llevó a perder la titularidad por 5 encuentros.

Este año, de acuerdo con el portal Sports Injury Predictor, la octava selección del Draft de 2012 tiene un 36.9% de probabilidad de sufrir una lesión.

Traspaso

Finalmente, Miami optó por dejarlo ir a Tennesse. Tannehill llegó a la Ciudad de la Música en adición a una selección de sexta ronda de 2019 a cambio de picks de séptima (2019) y cuarta (2020) ronda del Draft.

El contrato de Tannehill se hizo oficial en marzo de este año. Firmó por un año y 7 millones de dólares garantizados, pero podía llegar a los 12 millones por incentivos.

Por otro lado, Marcus Mariota, quien inició como titular el año para Titans, es el segundo jugador mejor pagado, junto a Jameis Winston, con un salario 20,922,000 de dólares; mientra que Tannehill ve 1.75 millones como sueldo base.

Regreso titánico

En la semana inaugural de 2019, por una amplia ventaja de 30 puntos, Tennessee le pasó por encima a Browns en Cleveland. Tannehill vio su primera oportunidad, aunque bien pasó desapercibida: Mike Vrabel solo le dio un par de snaps al mariscal de campo de 31 años. En ambos corrió para una marca negativa de dos yardas.

Cinco domingos después, Mariota no pudo en Denver contra unos Broncos que no han mostrado estar al nivel promedio de la NFL este año. El egresado de Oregon tuvo el 58% de las jugadas y terminó con 7 pases completos en 18 intentos para 63 yardas y un par de intercepciones.

Al ver el pobre desempeño de Mariota, Vrabel decidió ir con Tannehill en el tercer cuarto, donde en la primera serie ofensiva encontró al novato AJ Brown para una jugada de 42 yardas pero que por interferencia de pase del mismo receptor se anuló y terminaron entregando el balón y el partido.

En aquel encuentro, Tannehill conectó 13 de 16 envíos para 144 yardas y una intercepción, además de un rating de pasador de 78.1 puntos contra el de 9.5 de Mariota.

El primer inicio de Tannehill esta temporada ocurrió en Nashville cuando Titans recibieron a Los Angeles Chargers en la Semana 7. El mariscal de campo terminó con 312 yardas, tres pase de anotación, una intercepción, así como 81.25% de sus pases completos, además de lo más importante: la victoria.

Lo mejor de Tannehill no fue su regreso con categoría al retomar la titularidad, si no que lo ha hecho de forma constante para Tennesse en sus cinco partidos que ha iniciado, donde lleva marca de 4-1 completando el 72.1% de sus pases para 1,420 yardas y 10 touchdonws, en suma a sus 4 intercepciones y un rating de pasador de 111.4 puntos, el más alto de su carrera y único por encima de 95 unidades.

Cuadro de playoffs

El regreso de Tannehill a los emparrillados tiene a Tennesse con posibilidades de jugar football en enero. Luego de un arranque negativo de 2-4, Mike Vrabel encontró a su titular para el resto de la temporada en Ryan Tannehill.

Tennesee, ahorca con marca de 6-5, enfrentará a Indianapolis Colts, que llevan la misma marca, para el duelo de la próxima semana en el Lucas Oil Stadium.

Después, seguirán de gira y viajarán al Norte de California para enfrentar a Oakland Raiders (6-5), que también pelearán un puesto por el comodín de la Conferencia Americana.

La última parte del calendario no pinta fácil para Tennessee. Jugarán su primer duelo divisional con Texans (7-4) en Nashville y luego recibirán a New Orleans Saints (9-2), contendientes para llegar al Super Bowl este año, y finalizarán con un viaje a Sur de Estados Unidos para el segundo encuentro ante Houston.

La plaza del Wild Card aparenta tener un dueño permanente: Buffalo Bills, quienes con marca de 8-3 han sorprendido en la campaña y buscarán finalizar de la misma manera.

En cuanto al segundo puesto, hay cuatro equipos que tienen altas probabilidades de llevárselo. Al momento, Steelers, Raiders, Colts y Titans mantienen el mismo récord de victorias.

Aún hay esperanza para los Titans de llegar a los playoffs luego de un desastroso inicio de campaña (2-4), y ello ha sido posible gracias al desempeño de Ryan Tannehill.