Internacional

El día en qué Cristiano Ronaldo destrozó un Ferrari Fiorano Spider

Ferrari de Cristiano Ronaldo

Diariomotor

Cuando Cristiano Ronaldo era jugador del Manchester United sufrió un aparatoso accidente en el que destruyo por completo su Ferrari 599 GTB.

Estados Unidos

Para la exestrella del Real Madrid, el 8 de enero de 2009 bien puede ser el día en el que volvió a nacer, pues alrededor de las 10:20 horas, el astro portugués sufrió un accidente mientras se dirigía al entrenamiento del Manchester United en el complejo United Carrington, ciudad deportiva de los 'Red Devils'.

El accidente

Lo que no se imaginó Cristiano Ronaldo cuando salió de su residencia rumbo al entrenamiento con el United, es que sufriría un aparatoso accidente en el cual destrozó por completo el Ferrari 599 GTB el cual había traído desde Portugal y tenía solo unos días de haber llegado a Inglaterra.

Cristiano perdió el control del automóvil rojo cuando tomó el túnel de la carretera A538 de Manchester que pasa por debajo del aeropuerto de la ciudad, patinó y se estampó contra  un muro, lo que destrozó completamente la parte delantera del vehículo. Incluso, una de las llantas salió desprendida a 200 metros del accidente. Sin embargo, CR7 salió del coche ileso y por su propio pie, aunque testigos contaron que se encontraba algo nervioso.

La estrella de Juventus, que en ese entonces tenía 23 años, realizó una prueba de alcoholemia que dio negativa y, aunque la policía dijo que Cristiano iba a una velocidad mayor a la permitida, no había superado los 300 km/hr que la gente especuló. Uno de los testigos del accidente del astro portugués fue Edwin Van der Saar, entonces portero del United, quien escoltaba al portugués en su propio automóvil.

Tras la investigación de lo sucedido y luego de interrogar a Ronaldo, la policía británica decidió no tomar ninguna medida contra el internacional luso, quien además aportó un informe escrito de lo que pasó.

El Ferrari 599 GTB Fiorano Spider que podía alcanzar los 300 km/hr con una aceleración de 0 a 100 en 3,7 segundos tenía un valor en su versión económica de alrededor de 264 mil euros y fue subastado en el sitio web ebay cuatro años después.