Competición
  • Champions League
  • MLS
  • Copa Libertadores

Houston Astros

José Altuve recibe extensión millonaria de los Astros

José Altuve

John Bazemore

AP

Honor a quien honor merece, los Houston Astros quieren mantener feliz y cerca a José Altuve con un nuevo contrato de cinco años y 151 millones de dólares.
Puerto Rico vs Panamá en vivo y en directo: Serie del Caribe

Bien dicen que cuando algo funciona no debes cambiarlo. Los Astros conocen muy bien el dicho y después de haber conseguido su primer título de Serie Mundial no quieren que nadie se vaya. Bueno, nadie importante como lo fue José Altuve. El venezolano fue fundamental en ese primer cetro y Houston decidió recompensarlo con un nuevo contrato por cinco años y 151 millones de dólares.

"Es un día muy importante y lo más importante para mí es que mis compañeros estén aquí. Todo está hecho y ahora puedo dedicarme a jugar béisbol" declaró Altuve en la conferencia de prensa donde los Astros anunciaron su extensión de contrato.

Esto se lo tenemos que sumar a los dos años que le quedaban restantes en el contrato que firmó en 2013 por cuatro años y 12.5 millones. Lo que quiere decir que Altuve estará en Houston hasta 2024. Así es, cuando 'Astro Boy' cumpla 34 años, los Astros todavía lo tendrán cerca y rindiendo frutos como lo ha hecho hasta el momento.

"Este es nuestro jugador franquicia y está elevando su nivel año tras año. Francamente esta extensión es algo que hemos discutido cada año desde hace tres campañas y hasta ahora se pudo concretar. Es el tiempo perfecto para nuestra organización", comentó el gerente general Jeff Luhnow.

El acuerdo que firmó el nacido en Maracay lo convierte en el más lucrativo en la historia de la franquicia. Quien ostentaba ese reconocimiento era Carlos Lee, quien en 2006 firmó un contrato por seis temporadas y 100 millones de dólares.

Altuve se estableció como parte de la élite del béisbol mundial luego conseguir ser el Jugador Más Valioso de la MLB en 2017. Además, sumó su quinta selección al All-Star Game y terminó el año con promedio de bateo de .346, 24 cuadrangulares y 32 bases robadas. Y por si fuera poco, se consolidó como el primer bateador en toda la historia en ser líder de imparables por cuatro temporadas consecutivas.