Eliminatoria Concacaf

DaMarcus Beasley recuerda lo complicadas que son las visitas a Honduras

La selección de los Estados Unidos regresa a territorio catracho y el histórico norteamericano aseguró que visitar Honduras siempre es complicado.

Estados Unidos
0
DaMarcus Beasley recuerda lo complicadas que son las visitas a Honduras

Estados Unidos se encuentra en alerta, luego de no poder ganar durante sus dos primeros partidos de la Eliminatoria Mundialista de Concacaf, por lo que buscará su primer triunfo visitando a la selección de Honduras, este miércoles en el Estadio Olímpico Metropolitano de San Pedro Sula, sede que siempre es complicada de acuerdo al histórico seleccionado, DaMarcus Beasley, quien recordó las duras batallas que libró en territorio centroamericano.

En entrevista para el sitio oficial de FIFA, el mundialista estadounidense descartó que sea sencillo jugar una eliminatoria en la zona de Concacaf, donde la localía suele pesar en especial en regiones como Centroamérica, por lo que aseguró que Estados Unidos tendrá una dura prueba este miércoles cuando visite a Honduras.

“La gente dice que Concacaf es una de las regiones más fáciles, pero no entienden lo difícil que es. La Concacaf te endurece; jugar en lugares como Guatemala, El Salvador, México o Honduras siempre es complicado. Hace calor y parece que el pasto te llega hasta las rodillas”, recordó el estadounidense, luego de vivir un sinfín de partidos en las eliminatorias de la zona.

Beasley también recordó las travesías que vivía junto a la Selección Estadounidense durante sus visitas a Centroamérica, donde generalmente la afición comienza a presionar a la escuadra rival desde su llegada y durante toda su estancia en el país.

Desde bajarte del avión e ir al hotel, siempre había algún festival antes del partido. Los teléfonos sonaban, había una fiesta fuera del hotel intentando hacer que nos costara dormir. Algunas veces nos ponían en el piso 13 para darnos mala suerte, la comida no era muy buena, todo era complicado”, comentó.

“No clasificar en 2018 fue una bendición”

A pesar de que la eliminación de Rusia 2018 luce como uno de los más grandes fracasos en la historia de los Estados Unidos, DaMarcus Beasley no lo ve como tal e incluso aseguró que fue una “bendición encubierta”, para que USMNT pudiera realizar el cambio generacional que actualmente la pone como una de las selecciones con mayor proyección en todo el mundo.

No clasificarse para el Mundial de 2018 fue una bendición encubierta, lo digo porque no creo que hubiéramos tenido todo este impacto con los jóvenes si hubiésemos calificado. Era hora de dejar fuera a muchos de los veteranos y empezar desde cero. Hay mucho talento en Estados Unidos, todos podemos verlo por los clubes en los que algunos de estos chicos juegan”, aseguró Beasley, que estuvo en aquella convocatoria de la trágica eliminación frente a Trinidad y Tobago.

Estados Unidos buscará su primer triunfo en el Octagonal, cuando visite este miércoles 8 de septiembre a la selección de Honduras, luego de haber empatado ante El Salvador y Canadá en sus primeros encuentros.