NFL

Ravens cierran instalaciones por casos positivos de coronavirus

Los corredores Mark Ingram y J.K. Dobbins arrojaron positivo por covid-19. El partido ante los Steelers en Thanksgiving Day sigue en pie, según Tom Pelissero.

Estados Unidos
0
BALTIMORE RAVENS
Patrick Smith AFP

Los Ravens cerraron la Semana 11 con una derrota significativa para el estado de ánimo del equipo al ser revancha de su despedida de la postemporada anterior, y por dificultarles el camino a los playoffs del año en turno. Este lunes, también iniciaron con malas noticias.

El equipo anunció el cierre de su complejo deportivo, Under Armour Performance Center, por nuevos casos positivos por covid-19 dentro de la organización. Actualmente, en Baltimore ya se inició con el proceso de rastreo de contactos cercanos y los individuos contagiados se han aislado.

Según reportes de Mike Garafalo, de NFL Network, los corredores Mark Ingram y J.K. Dobbins están entre los jugadores que dieron positivo a la prueba y serán enviados a la lista de reservas/COVID de los Ravens más tarde.

Con marca 6-4, Baltimore enfrentará este jueves, en la edición de Thanksgiving Day, a Pittsburgh Steelers en el Heinz Field. El enfrentamiento aún no ha sido cancelado ni aplazado, reportó Tom Pelissero, de NFL Network.

Con el reloj en su contra en una semana corta, Baltimore tiene frente a sí al único equipo invicto de la temporada (10-0). Los Ravens vienen de una racha negativa de dos derrotas en fila y tres partidos perdidos en los últimos cuatro.

Frente a Pittsburgh

Previo al primer choque divisional del Norte de la AFC, los Ravens habían ganado tres en fila. Lucían con mayor solidez, pero todos esos triunfos vinieron ante clubes con marca perdedora (Washington, Bengals, Eagles). El duelo de la Semana 8 en el M&T Bank Stadium terminó con sabor amargo para Baltimore. Con el marcador 28-24, Lamar Jackson intentó dos series ofensivas en el último periodo que terminaron en territorio de Pittsburgh, pero sin puntos.

La primera de ellas el equipo se metió hasta la zona roja y Jackson fue derribado a una yarda de la marca del primero y gol en cuarta oportunidad por Isaiah Ruggs y Minkah Fitzpatrick.

Con menos de un minuto por jugar. Jackson mandó movió a los Ravens desde la 37 de su territorio hasta la 23 de Pittsburgh. El último pase que intentó fue a las manos de Willie Snead, pero Fitzpatrick lo desvió en las diagonales.

El retorno de Dez

El receptor abierto Dez Bryant jugó por primera vez en la NFL desde diciembre de 2017. En el partido ante Tennessee se llevó cuatro recepciones en cinco pases en su dirección para 28 yardas, incluida una de 16 unidades en la serie ofensiva que empató el marcador en el cuarto periodo.

“Estar en el campo es emocionante, pero soy un competidor natural. Para mí, las victorias y las derrotas es lo único que importa. Estoy extremadamente feliz de ser parte de Baltimore Ravens, y eso es lo único que me interesa, perder o ganar”, reiteró. “No me importa nada más, quiero ganar”, añadió.

Si el calendario no se modifica por la situación con el coronavirus en Baltimore, después de enfrentar el jueves a los Steelers tendrán partidos ante Cowboys, en Cleveland, contra Jaguars y Giants, mientras que el cierre de campaña será en Cincinnati.