NFL

Kyler Murray le provoca “ansiedad” a Ron Rivera

El dinamismo que ha desplegado el joven quarterback de los Cardinals mantiene despierto por las noches al head coach de Washington.

Kyler Murray
Josie Lepe AP

En poco más de una temporada en la NFL, Kyler Murray se ha establecido como un jugador dinámico y versátil, un jugador que atrae miradas y elogios por igual y uno de los pasadores más divertidos de ver. Cuando está del otro lado del campo, sin embargo, la reacción que genera en sus rivales es muy distinta: Ansiedad.

Sólo basta preguntarle al head coach de Washington Ron Rivera, cuyos pupilos visitan el domingo a Murray y los Cardinals en un juego entre dos equipos que dejaron una grata sensación en su presentación y ahora tienen el objetivo de afianzarse la etiqueta de sorpresa.

“Ustedes lo vieron el domingo”, dijo Rivera sobre Murray en declaraciones a AZCentral.com. “Demonios, es un jugador dinámico, en verdad lo es. Tiene un tremendo atleticismo, puede salir de la bolsa y extender jugadas. Tiene una gran visión y anticipación y lanza pases fabulosos.

“Me provoca ansiedad”, puntualizó Rivera.

No es para menos. Intentar crear un plan de juego para detener a un quarterback que en su presentación pasó para 230 yardas por aire con un touchdown y tuvo otras 91 yardas por tierra con una anotación no es tarea sencilla. No lo era el año pasado con un reparto limitado y ciertamente no lo es ahora que sumó a DeAndre Hopkins (14 recepciones y 151 yardas) a su arsenal.

La ansiedad de Rivera está más que justificada. Sin embargo, Washington mostró en la primera semana que está bien equipado para contener a (casi) cualquier quarterback, como lo demostró su exhibición de ocho sacks y tres robos de balón el domingo pasado en el triunfo sobre Filadelfia. Sin embargo, hay una enorme diferencia entre capturar ocho veces a un quarterback con poca movilidad como lo es Carson Wentz que ir detrás de alguien con las habilidades de Muray.

“El problema que crea es que entras y crees que tienes la oportunidad de golpearlo y de repente su atleticismo te hace fallar y ahí está extendiendo la jugada”, dijo Rivera. “Si se guarda el balón y corre, obtiene yardas positivas. Si extiende la jugada y lanza, tiene yardas positivas”.

Washington cuenta con su propio jugador explosivo en el novato Chase Young, quien el domingo en su debut logró 1.5 sacks y demostró porqué fue la segunda selección global del pasado draft. En pocas palabras, Washington también tiene los elementos para inquietar a cualquier quarterback de la liga, incluso a alguien con las habilidades de Murray.

“Fue bastante angustiante verlos en video”, dijo el coach de Arizona Kliff Kingsbury. “Los ocho sacks, las pérdidas de balón, los fumbles forzados. Jugaron muy, muy bien”.