Tráfico Sexual

Allison Mack, sentenciada a 3 años en prisión por su participación en la secta sexual NXIVM

La actriz, famosa por participar en 'Smallville' fue sentenciada este miércoles a tres años de prisión y multada con 20 mil dólares por tráfico sexual en la secta NXIVM.

Estados Unidos
0
Allison Mack, sentenciada a 3 años en prisión por su participación en la secta sexual NXIVM
SHANNON STAPLETON REUTERS

La Oficina del Fiscal de los Estados Unidos para el Distrito Este de Nueva York dio a conocer la sentencia de la actriz Allison Mack, acusada de tráfico sexual y tener una participación en la sexta sexual conocida como NXIVM, liderada por Keith Raniere.

Mack fue sentenciada a pasar 3 años en prisión, además de una multa de $20,000 dólares por su participación en NXIVM, de la cual ella misma se declaró culpable y lamentó incluso el haberse involucrado con Raniere, en quien confió ciegamente en su momento.

Tras las acusaciones que le fueron realizadas, la actriz se declaró culpable de todos los cargos en el 2019, mismos que incluían manipular a mujeres para que se convirtieran de esa manera en escalavas sexuales de Raniere, conspiración de crimen organizado, etc.

Lamenta haberse unido a Raniere

Además, en días anteriores, Mack se disculpó con las víctimas y lamentó haberse relacionado con Raniere, ya que ella pensó que estaba haciéndose un bien en la vida, pero en realidad era todo lo contrario. También prometió buscar en los próximos años poder enmendar sus errores y corregir el camino.

“Me entregué a las enseñanzas de Keith Raniere con todo lo que tenía. Creía, de todo corazón, que su mentoría me estaba llevando a una versión mejor y más ilustrada de mi misma. Le dediqué mi lealtad, mis recursos y en última instancia, mi vida. Este fue el mayor error y lamento de mi vida” dijo en una carta publicada por 'The Hollywood Reporter'.

En el 2019, Raniere, de 60 años de edad, fue condenado por siete cargos, que incluyen tráfico sexual, extorsión y conspiración para trabajos forzados, y por lo tanto fue sentenciado en octubre del 2020 a pasar 120 años en prisión, es decir cadena perpetua.