MLS

Philadelphia Union le vuelve hacer la mala a Gabriel Heinze

Atlanta United lo tenía todo para cobrar venganza de los pupilos de Jim Curtin, pero las desconcentraciones lo terminaron por humillar.

Estados Unidos
0
Santiago Sosa y Brad Guzan lamentando el resultado de Atlanta United ante Philadelphia Union.
Rich von Biberstein / Icon Sportswire Getty Images

Atlanta United no sabe ganar, no importa qué tan buena sea su ventaja; bueno, y también parece tenerle terror total de quien sea Philadelphia Union. El equipo de Gabriel Heinze lucía esta tarde en una de sus mejores funciones del año a pesar de no contar con Josef Martínez, pero al final del encuentro congelaron sus objetivos y volvieron a ceder ante la estrategia de Jim Curtin.

La primera parte fue un suplicio sin poder tener jugadas claras de peligro y toda la emoción vendría en la segunda mitad con la apertura provocado de los visitantes, pero no en su favor. Después de un tiro de Marcelino Moreno que se fue a tiro de esquina, el cobro de los Five Stripes fue directo al corazón del área, pero el remate vino por parte de Kacper Przybyłko en propia puerta. De ahí se dio la segunda anotación cerca del final y todo lucía decidido.

Los últimos quince minutos tendrían que ser también de ellos por completo, mas no supieron mostrar autoridad en el Mercedes-Benz Stadium. Tras la gran actuación de Andre Blake con siete atajadas, los suyos le correspondieron al mal rechazo de Brad Guzan y comenzaron a acercar el marcador hasta que silenciaron por completo la casa de su rival. Con las esperanzas a tope y trucos sacados de la manga, Jakob Glesnes se abrió camino a la media distancia y no quiso dejar que el árbitro silbara el final, por lo que disparó y marcó una obra de arte para sellar el empate.

Este es el tercer partido consecutivo en el que Atlanta, al mando de Gabriel Heinze, no puede hacerlo daño de verdad a Philadelphia. Curtin seguirá riendo a su favor, pero los del argentino pueden dar gracias a un mejor ir y venir en el campo. De esta manera, la Unión ha perdido el segundo puesto de la conferencia Este, mientras que el United sigue raspando por un lugar de playoffs.

Un empate con sabor a derrota para Atlanta

En un lugar como el Mercedes-Benz Stadium, la felicidad se hace notar en los partidos de Atlanta United. Por lo tanto, en cuanto cayó el empate, el lugar termino en caos y con grandes dolores para los jugadores que han buscado darle una gran alegría a su gente. Muchos comenzaron a salir cabizbajos y, en cuanto Gabriel Heinze se dio cuenta, pasó por cada uno a levantarles el rostro para mostrar seguridad en ellos mismos.