Temas del día Más temas

HOUSTON ASTROS

Mira mamá, sin trampas: Astros explota a la ofensiva

Houston acribilla a los Athletics en la primera serie del año y deja en claro que su bateo es uno de los más peligrosos de Grandes Ligas.

Estados Unidos
HOUSTON ASTROS
Jeff Chiu AP

Nadie golpeó un bote de basura desde la caseta de los Astros. Lo único que Houston ha golpeado en la naciente temporada es al pitcheo de Oakland. Y lo hizo con la intención de mandar un mensaje a todos sus detractores más de un año después de que estallara un escándalo de robo de señales que no se ha ido a ningún lado.

Jugando frente a aficionados por primera vez desde que se diera a conocer el escándalo a principios de 2020, y en casa de su principal rival y más férreo crítico, nada menos, los Astros acallaron a sus detractores –y a las ingeniosas burlas del sonido local que puso “Before he cheats” de Carrie Underwood durante la presentación de uno de los juegos– de la única manera válida. Con el sonido del madero.

La ofensiva de los Astros lució fuera de este mundo en el primer fin de semana de temporada.

Houston castigó a los Athletics con 35 carreras en los primeros cuatro juegos del calendario para barrer la serie, silenciar los abucheos (al menos en Oakland) y abrir los ojos de una serie de expertos que anticipaban un cambio de guardia en el Oeste de la Liga Americana. Sí, es una larga temporada y el paso ofensivo de los Astros es insostenible, pero de igual forma es digno de llamar la atención.

De los ocho equipos que jugaron su primera serie de campaña a cuatro partidos, los Astros fueron los únicos en ganarlos todos. Sus 35 carreras son, obviamente, la mayor cifra de Grandes Ligas después del primer fin de semana y el segundo mejor promedio (8.75) de anotaciones por encuentro sólo detrás de los Royals y sus (9.3). Pero de Kansas City nadie espera nada, mucho menos que mantengan el paso.

Lo de Houston, por otro lado, podría ser parte de una tendencia a largo plazo. Después de todo, tienen el talento para que así sea.

Después de un 2020 mediocre en la mayoría de las grandes categorías ofensivas a nivel colectivo y paupérrimo en cuanto al rendimiento de sus grandes estrellas, Houston no tardó en darle vuelta a la página.

José Altuve encabeza las Grandes Ligas con ocho carreras anotadas, Kyle Tucker es segundo con siete remolcadas y Alex Bregman es parte de un grueso contingente con dos vuelacercas. El bateo colectivo de .320 es ridículo, tanto como su .565 de slugging y su .962 de OPS. Encabezan la liga americana con 47 hits, y 17 bases por bolas.

Houston tenía cuentas pendientes con los Athletics y con el baseball en general.