NFL

Bruce Arians: Buccaneers no han perdido confianza tras paliza de Saints

Los Buccaneers, ubicados en el antepenúltimo puesto de la liga en producción terrestre, acarrearon cinco veces el balón para ocho yardas.

Tampa Bay Buccaners
Mike Ehrmann AFP

Los Saints arrollaron a los Buccaneers el domingo por la noche en televisión nacional para dejar en claro que siguen en la pelea por la NFC Sur. Del otro lado, exhiben las mesas de análisis, el barco bucanero ha pasado una tormenta de la cual están obligados a recupararse para volver a identificarse entre los más fuertes de la conferencia.

"Nos patearon el trasero", reconoció el estratega Bruce Arians, según James Palmer, de NFL Network. "No creo que nuestra confianza se haya movido ni un poco", defendió.

El ataque de los Buccaneers, noveno en la NFL en puntos (27.8), fue silenciado completamente en la primera mitad. Las series ofensivas de los primeros 30 minutos de Tampa Bay resultaron de la siguiente forma:

  • Despeje (tres y fuera);
  • Despeje (tres y fuera);
  • Despeje (tres y fuera);
  • Despeje (tres y fuera);
  • Intercepción;
  • Entrega de balón en cuarta oportunidad;
  • Intercepción.

Los Buccaneers tuvieron 11 series ofensivas y fue hasta la décima que lograron sumar puntos, en el cuarto periodo. Un gol de campo desde 48 yardas de Ryan Succop evitó que el club local se fuera en ceros.

Jameis Winston, primera selección de 2015 del sorteo colegial por los Buccaneers, regresó a casa y completó su único intento para 12 yardas.

Tom Brady, quien pasó nueve espirales de seis puntos en los últimos cuatro partidos sin entregas de balón, fue interceptado en tres ocasiones en el partido. El pasador veterano tuvo su peor encuentro bajo el uniforme de Tampa Bay al completar 22 de 38 pases (57.8%) para 209 yardas.

La balanza terminó desequilibrada. Los Saints produjeron 420 yardas totales contra las 194 de los Buccaneers. El equipo de Sean Payton, de igual forma, se adueño por poco más de 40 minutos del ovoide.

Baja producción terrestre

Con Brady al mando del ataque, acarrear el ovoide es una actividad que pasa a segundo plano. Este año, los Bucs están en la posición número 30 en yardas terrestres (92.1) y en la 29 en intentos de acarreo (23.8).

Cosnciente de que enfrentaba a la segunda mejor defensa contra la carrera en la liga, Arians basó su plan de ataque en el pase. Sin embargo, el equipo de Tampa Bay apenas fue en cinco ocasiones por tierra: Ronald Jones II corrió para nueve yardas en tres intentos; Leonard Fournette sumó otro intento sin ganancia, y Blaine Gabbert intentó escabullirse, pero perdió una yarda.