NFL

Melvin Ingram se ausenta de prácticas con Chargers por diferencias salariales

Una disputa salarial con Melvin Gordon terminó con la partida del running back hacia Denver y parece que el defensive end seguirá sus pasos.

Melvin Ingram con los Chargers

En 2019 Melvin Gordon decidió ejercer presión a los Chargers marginándose de las actividades del equipo hasta la semana 5 de la campaña regular. Y parece que para 2020 el equipo de Los Angeles vivirá una situación similar en el vestidor.

De acuerdo con un reporte de The Athletic, Melvin Ingram ha optado por no participar en las dos ultimas prácticas de los Chargers para manifestar su inconformidad el salario que percibe.

"Melvin Ingram está en las reuniones, en las prácticas, en todo, en ejercicios individuales. Lo que hace en el campo de entrenamiento, lo veremos después", informó el coach Anthony Lynn previo al entrenamiento de este lunes.

Para 2020, Ingram estará en su último año de un contrato de cuatro campañas y 64 millones de dólares que firmó con los Chargers en 2017 y con el cual se embolsará 16 millones USD por la temporada.

Por el momento se desconoce si Ingram tiene intención de extender su ausencia con los Chargers, o si incluso intentaría no jugar una parte de la campaña (como Gordon) o toda la temporada (como Le'Veon Bell) para ejercer presión.

Motivos de sobra

Una de las características de esta temporada baja son los grandes contratos que han recibido jugadores recibidos. Figuras como Myles Garrett (25 MDD), DeMarcus Lawrence y DeForest Buckner (ambos con 21 MDD) o Kenny Clark (17.5 MDD) han recibido enormes cheques.

Además, dentro del equipo Joey Bosa recibió una jugosa oferta de 135 millones por cinco campañas (promedio de 27 millones por año), lo que puso a pensar a Ingram sobre su posible valor en la agencia libre de 2021.