MLB

La MLB buscará cambiar sede de juegos por coronavirus

Con el arranque de la campaña 2020 de las Mayores en puertas, el comisionado Manfred buscará alternativas para no afectar el calendario de la competencia.

Partido de Spring Training de la MLB
Christian Petersen AFP

Mientras múltiples ligas deportivas en Europa han optado por celebrar sus compromisos a puerta cerrada como consecuencia del coronavirus, las Grandes Ligas no ven en esta propuesta una alternativa viable para la campaña de 2020.

Por este motivo, y de acuerdo con información de AP, el comisionado Rob Manfred contempla la posibilidad de que para los primeros días de competencia los encuentros celebrados en las zonas más afectadas por el virus cambien de sede al parque de pelota del equipo visitante.

Mariners, con un plan importante

El equipo que podría resultar más beneficiado sería la novena de Seattle. Los Mariners arrancan su calendario con una serie de cuatro duelos contra los Rangers y en caso de que se apruebe la medida estrenarían el Globe Life Field de Arlington.

Además, la organización de Washington ha discutido internamente cambiar su localía temporalmente a Peoria, Arizona, donde tienen instalaciones para el spring training.

"Sé la razón por la que empieza en Seattle y sabemos cómo está Seattle ahora. Eso es en dos semanas y media a partir de ahora, así que creo que escucharemos noticias cuando se acerque el Opening Day", detalló el catcher de los Rangers Robinson Chirinos.

Por el momento, el estado del noroeste de Estados Unidos presenta 267 casos confirmados de coronavirus y 23 decesos, según cifras de USA Today. Ante esto, se espera que el gobernador Jay Inslee prohíba reuniones de más de 250 asistentes en la demarcación, con lo que un partido de baseball profesional resulta inviable.

Dodgers, menos favorecidos

Mientras el plan de contingencia podría resultar adecuado para los Mariners, los Dodgers no la tienen tan fácil. Su calendario arranca con encuentro frente a los Giants, así que trasladar el partido al parque de San Francisco no movería el duelo lejos de California, que también está severamente afectada por la pandemia.