Competición
  • Premier League
  • Liga Portuguesa
  • Serie A
Premier League
Liga Portuguesa
Serie A

Miami

Inter Miami no es el primer club de la MLS que juega en Lockhart

La nueva franquicia de Miami ya se prepara para jugar en Lockhart la próxima temporada, pero ¿sabías que no es el primer equipo en jugar ahí?

Inter Miami no es el primer club de la MLS que juega en Lockhart

Una vez que se reveló el primer partido en casa que afrontará el Inter Miami la próxima temporada ante LA Galaxy, es bueno recordar que hace algunos años hubo algún otro equipo que jugó en dicha sede sus partidos como local en la liga norteamericana. Se trata del Miami Fusion.

Historia del Miami Fusion

El Miami Fusion llegó a la MLS en 1998 como una de las primeras franquicias de expansión que tuvo la liga norteamericana. Además, también fue el primer equipo que jugó en un estadio exclusivo de fútbol, el Lockhart Stadium.

Con Carlos Valderrama como el jugador franquicia y la imagen del equipo, Miami Fusion participó durante tres temporadas en la liga. En el 2000 lograron su mayor logro, llegar a la final de la U.S. Open Cup, misma que perdieron ante Chicago Fire.

Mejor temporada y desaparición

En el 2001, tuvieron sin lugar a dudas se mejor campaña en la MLS. El cuadro de Miami ganó la Community Shield, sin embargo, fue eliminado en las semifinales al perder con San José Earthquakes, quienes a la postre se coronarían como campeones.

A pesar de la gran campaña que tuvieron, la MLS decidió reducir el campeonato de 12 a 10 equipos, siendo Miami uno de los sacrificados, esto debido a ser uno de los menos rentables económicamente. Curiosamente, Tampa Bay Mutiny, el otro club de Florida fue el otro que desapareció.

Al final, el Lockhart Stadium fue demolido para que el Inter Miami lo pudiera utilizar como su sede el próximo año, y se espera que esté listo para el 14 de marzo del 2020, fecha en la  la escuadra de Florida pueda realizar su debut ante sus aficionados, y con la posible visita de Zlatan Ibrahimovic (en caso de quedarse en el cuadro dirigido por Guillermo Barros Schelotto).