SERIE MUNDIAL

Fanáticos abuchean a Donald Trump en Nationals Park

El presidente de Estados Unidos Donald Trump hizo su aparición en el Juego 5 de la Serie Mundial entre Nationals y Astros, donde los fans lo abuchearon y pidieron que lo "encerraran", aludiendo al juicio político.

Como se había anunciado con anterioridad, el presidente de Estados Unidos Donald Trump se trasladó poco más de tres millas desde la Casa Blanca al Nationals Park para presenciar el quinto duelo de la Serie Mundial entre Houston Astros y Washington Nationals. Y no resultó bien para él.

A pesar de que su llegada al estadio de baseball fue sigilosa, de acuerdo con la reportera Jennifer Jacobs de Bloomberg News, cuando apareció la imagen del presidente estadounidense en la pantalla grande del parque de pelota acompañado de la Primera Dama Melania Trump y los congresistas republicanos Steve Scalise, Matt Gaetz, David Perdue y Lindsey Graham, en la cuarta alta, los fanáticos lo abuchearon con esmero y otros empezaron a corear “enciérrenlo” (“lock him up”) al unísono, luego de darse a conocer la posibilidad de realizarle un juicio político o impeachment.

La aparición de Donald Trump al parque de pelota fue la primera desde que asumió como presidente de Estados Unidos.

La última vez que un presidente de Estados Unidos realizó el primer lanzamiento ceremonial previo a un duelo de Serie Mundial, Franklin Delano Roosevelt realizó el envío al plato en Griffith Park, donde Washington Senators ganaron aquel juego del Clásico de Otoño ante San Francisco Giants -aunque perdieron la serie.

Posicionamiento institucional

El comisionado de Major League Baseball Rob Manfred mencionó que le comentó a Trump si quería hacer el primer lanzamiento, pero el presidente rechazó la oferta. Trump, a diferencia de otros que han pasado por la Oficina Oval, no ha aparecido mucho por los vecindarios del Distrito de Columbia donde el voto popular le dio preferencia del 4% sobre su contraria en 2016, según información de AP.

“Para que la experiencia resultara lo más positiva posible, optó por aparecer al poco tiempo de que el partido iniciara para no interferir con los fanáticos que entraban al estadio. Siendo un poco honesto, estuvimos muy agradecidos por ello”, comentó Rob Manfred sobre la decisión de Trump para no hacer de su estadía en el parque de pelota una distracción en las gradas.

El manager de la novena local Dave Martínez también habló al respecto. “Vendrá al partido. Es un fanático. Ojalá apoye a los Nationals. Espero que disfrute del juego”, expresó Martínez sin entrar en detalles.

“Los primeros lanzamientos los decidimos nosotros y sentimos que había muchos otros candidatos a considerar antes [que Trump]”, declaró el dueño principal de Nationals Mark Lerner en una entrevista al diario Washington Post. Y añadió que él personalmente no lo invitó a realizar el primer lanzamiento desde el centro del diamante, pero sí era partidario de que Trump debería ir al duelo de Serie Mundial.