Competición
  • Champions League
  • MLS
  • Copa Sudamericana

La sorpresa de los Marlins

Desde el bullpen

La sorpresa de los Marlins

La sorpresa de los Marlins

AFP

Los Marlins son la gran sorpresa cuando todo parecía indicar que la división Este de la nacional estaría disputada por Nationals y Mets.

Todo parecía indicar que la división este de la liga nacional era un mar en calma en el que, al igual que el año pasado, Nationals y Mets se iban a disputar el título de división. Pero lo que al principio era una simple marejadilla, se ha convertido en mar gruesa por la llegada de los Marlins a la cabecera de la división.

El invierno pasado, el equipo de Florida contrato como entrenador de bateo a la leyenda viva Barry Bonds, cuyas 22 temporadas en la liga, record de home runs y 7 galardones como jugador más valioso dan fe de ello. Confiaban que con su experiencia, un jugador como Giancarlo Stanton se asentara, si no lo estaba ya, en la élite de la liga a pesar de que su media de bateo había bajado de .288 en 2014 a .265 en 2015.

Pero ya se sabe que una cosa es la teoría y otra la práctica o como dice el refranero popular, “del dicho al hecho hay un buen trecho”. Stanton comenzó por debajo de su nivel, hasta el punto que el 8 de mayo no fue titular. Desde entonces, se ha perdido varios partidos por unas molestias en el pecho.

A pesar de esto, los Marlins han jugado de manera solvente y han convertido su candidatura de la división en una alternativa sólida. En la gerencia de la franquicia son conscientes de que están en disposición, por primera vez desde 2003 cuando ganaron las Series Mundiales, de clasificarse para disputar la post-temporada. Por ello están sondeado el mercado para reforzar su bullpen.

Sin embargo, no están dispuestos a aceptar cualquier trueque. El leftfielder Christian Yelich y el centerfield Marcell Ozuna son piezas codiciadas por muchos equipos, pero los de Miami les han puesto el cartel de intransferibles. Por supuesto, aun queda tiempo hasta el cierre de traspasos, lo que hace que todavía no se intensifiquen las conversaciones.

En Miami, además del soleado clima, la buena noticia es que Stanton va volviendo por sus fueros. El tres veces participante del partido de las estrellas tuvo una actuación crucial para asestarle la cuarta derrota consecutiva, la peor racha de la temporada, a esa apisonadora llamada Chicago Cubs. Un par de batazos bien dados, que se convirtieron en un home run y en dos carreras impulsadas, han mejorado sus números hasta un 216 de media de bateo con 14 home runs y 34 carreras impulsadas. Por fin tuvo el rightfielder un motivo para sonreír, pero al terminar el partido avisó que esta actuación estaba bien pero que tenía que seguir trabajando para continuar mejorando.

Mientras todos disfrutamos del duelo al sol de los Nationals y los Mets y aguardamos expectantes para ver si hay, como en el último lustro, el tradicional desplome del equipo capitalino, la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica ha avisado que un banco de peces similares al pez espada han abandonado las aguas cálidas que son su hábitat natural y se han desplazado por la costa hacia las frías aguas del Atlántico. Los Marlins han alcanzado Nueva York y han girado hacia la bahía de Chesapeake, con la intención de remontar el río Potomac desde su desembocadura hasta llegar a la capital de la Unión y vencer su división.

0 Comentarios

Normas Mostrar