Cuarto cheque de estímulo

¿Puede el crédito fiscal por hijos afectar un cuarto cheque de estímulo?

El próximo 15 de julio comienzan los pagos del Crédito Tributario por Hijos. ¿Podría afectar la llegada del cuarto cheque de estímulo? Aquí los detalles.

Estados Unidos
0
Cheque de estímulo estadounidense y billetes de 100 dólares estadounidenses

El American Rescue Plan establece una extensión al Crédito Tributario por Hijos (CTC por sus siglas en inglés). Anteriormente, el monto máximo del crédito era de $2,000 por dependiente y ahora, las familias pueden recibir hasta $3,600 por cada hijo o dependiente.

A partir del 15 de julio, el Servicio de Impuestos Internos (IRS por sus siglas en inglés) comenzará a enviar los pagos correspondientes al Crédito Tributario por Hijos. Estos pagos marcan una nueva etapa en el plan de recuperación contra la pandemia de coronavirus en Estados Unidos, pero ¿es probable que este apoyo afecte la llegada de un cuarto cheque de estímulo?

¿Puede el crédito tributario por hijos afectar un cuarto cheque de estímulo?

El gobierno estadounidense ha enviado tres cheques de estímulo para ayudar a los contribuyentes afectados económicamente por la pandemia. Además, millones de personas han recibido beneficios por desempleo con fondos federales y ahora, el Crédito Tributario por Hijos.

El gasto de todos estos apoyos asciende a miles de millones de dólares, por lo que hay dudas sobre si el país puede continuar pagando sumas tan grandes de dinero. Además, todo este dinero invertido en la recuperación económica se ha reflejado en la inflación, la cual ha aumentado un 5,4%, el crecimiento anual más rápido desde agosto de 2008.

Por otro lado, la tasa de desempleo ha disminuido, al igual que los reclamos de beneficios por desempleo, lo que para mucho indica que la economía se está recuperando y no es indispensable una nueva ronda de pagos.

Todos estos factores podrían afectar la llegada de un cuarto cheque de estímulo. En el caso del Crédito Tributario por Hijos, si bien se dirige principalmente a las familias, enviar pagos recurrentes mensuales hace que las posibilidades de otro pago de impacto económico sean más remotas.