NFL

Aaron Rodgers no se presenta a prácticas de los Packers; cede bono

El quarterback manda un mensaje claro sobre su situación con los Packers al no presentarse a las OTAs.

Estados Unidos
0
Aaron Rodgers con los Packers
Charles Rex Arbogast AP

Para sorpresa de absolutamente nadie, Aaron Rodgers no se presentó el lunes al primer día de actividades organizadas de equipo (OTAs), con lo que manda un mensaje claro sobre el distanciamiento que, hasta hoy, sólo se había reportado a través de filtraciones con la prensa.

Si bien es cierto que Rodgers no está obligado a participar en las prácticas, de carácter voluntario, más importante que su ausencia es lo que esto le significa en montos económicos. Al no presentarse en la fase tres de las actividades de pretemporada, Rodgers dio por perdido un bono incluido en su contrato por medio millón de dólares.

En un mundo donde el dinero manda, el hecho de que Rodgers haya optado por no cobrar esos 500,000 dólares debe ser suficiente para tomar en serio el disgusto del quarterback con la única organización para la que ha jugado en la NFL.

En otras palabras, los reportes eran ciertos.

A lo largo de su trayectoria de 16 temporadas ha sido participante habitual del programa de pretemporada, sin embargo, su ausencia en esta ocasión indica que los reportes que surgieron durante la semana del Draft, de que no quiere jugar un partido más con el uniforme de Green Bay, están justificados.

El hecho de que no haya participado en las primeras dos fases del programa, la primera virtual y la segunda presencial, haciéndolo inelegible a cobrar un bono por una cantidad significativa ─y en cualquier otra circunstancia fácilmente accesible─ también es un claro indicativo de que el problema entre jugador y equipo va más allá de lo económico.

Sin embargo, ese deseo de tomar caminos distintos es, hasta el momento, unilateral y el equipo se mantiene firme en sus declaraciones públicas en que Rodgers es su pasador para la temporada 2021.

Jugador y equipo aún tienen tiempo para enmendar cualquier diferencia, considerando que su ausencia en los tres días del mini-camp del próximo mes le valdría una multa total por 93,000 dólares. Una vez que llegue la pretemporada, las pérdidas económicas son más cuantiosas y será hasta entonces que Rodgers podría sopesar en realidad si su deseo de salir de Green Bay realmente vale tanto dinero.