Cleveland Indians

Mike Clevinger se disculpa por romper protocolos de seguridad de MLB

El abridor de los Indians fue encontrado culpable de salir de fiesta con el pitcher Zach Plesac durante una visita del club de Cleveland a Chicago.

Mike Clevinger con los Indians
Tony Dejak AP

Este lunes los Indians pusieron en aislamiento a Mike Clevinger tras darse a conocer que el serpentinero formó parte del grupo de individuos que salieron de fiesta con el pitcher, también de Cleveland, Zach Plesac durante una viaje del club a Chicago. Ahora, el abridor ha salido a enmendar su error.

En entrevista para The Athletic Clevinger reconoció que cometió un error al romper los protocolos de seguridad y salud de Grandes Ligas. Asimismo, el lanzador de 29 años pidió disculpas por sus actos.

"En Chicago cometí un error al violar los protocolos, pero el error más grande fue no ser sincero con mis compañeros. Se merecen algo mejor", elaboró. "Ahora sé que incluso exponiéndome a una persona más de la debida, pongo en riesgo mi persona, mis compañeros, rivales, umpires, trabajadores, la organización de los Indians y al deporte que amo. No hay excusas para mos acciones y solo me queda ser responsable y aprender de mis errores".

Los Indians optaron por colocar a Clevinger y Plesac en la lista de restricciones y se desconoce cuándo podrán reincorporarse al club. Por el momento, ambos pitchers se encuentran aislados en sus casas.

Decepción en Progressive Field

Ante esta situación, el manager Terry Francona, quien regresó con al equipo tras quedar marginado una semana por problemas de salud, se mostró preocupado por la situación y aseguró que los Indians trabajarán con el material a disposición para continuar con la campaña.

"Esto lastima", indicó para ESPN. "Nos la arreglaremos con lo que tenemos. Nos preocupamos por el otro. No significa que no decepcione o cause molestia".

Francona no fue el único que se manifestó en contra de Clevinger y Plesac. Francisco Lindor aseguró que ambos peloteros deberán ganarse de nueva cuenta al vestidor cuando regresen al clubhouse. "Somos humanos. Cometemos errores. Sin embargo, se deben ganar confianza y deberán trabajar para recuperarla", sentenció.