MLB

Joe West: El umpire que no cree en la COVID-19

El veterano de 67 años de edad se niega a descansar esta campaña a pesar de ser parte la población en riesgo.

Joe West en partido de MLB
Patrick Semansky AP

Para ser umpire de Grandes Ligas se debe tener un buen criterio para juzgar bolas y strikes. Y, como lo demuestra Joe West, ahí es donde acaban los requisitos de sentido común.

West es uno de los umpires más longevos de la Gran Carpa y, con 67 años de edad, también uno de los más vulnerables para trabajar durante una pandemia. A eso, súmenle que ─como buen umpire─ tiene problemas de sobrepeso. En pocas palabras, el coronavirus que ha paralizado el mundo desde hace tres meses se relame los bigotes con personas como West.

Teniendo la opción de no trabajar esta campaña, reducida a 60 juegos, y cobrar su salario íntegro, West no encuentra un motivo lógico para dejar de presentarse al estadio. La palabra clave es “lógico”.

“Realmente no creo de corazón que todas esas muertes hayan sido por el coronavirus”, declaró en una entrevista reciente con The Athletic. “Creo que pudo contribuir con algunas de esas muertes. Lo que digo es ‘No voy a tomar la opción de no trabajar. Voy a ir a trabajar, y trabajaré hasta que me saquen del campo o me lastime’”.

Uno debe aplaudir las ganas de trabajar del hombre, no su forma de pensar. Más de medio millón de personas en todo el mundo han perdido la batalla contra la COVID-19, pero eso parece no ser suficiente para West. Sin embargo, West es, después de todo, un umpire. Y nunca nadie ha tenido éxito en hacer que un umpire cambie de decisión, incluso si es completamente equivocada, como en este caso.

El problema es que West no sólo cree que el coronavirus sea inherentemente letal, sino que su visión optimista del mundo le dice que es una persona saludable que no corre ningún peligro. Esa, amigos, es una doble amenaza.

“La mayoría de esas personas que reportan que están muriendo, para empezar, no están saludables”, comentó. “Bajé más de 10 kilos (25 libras) en el invierno. Juego golf todos los días bajo el sol. No me voy a retirar ahora”.

Todo un ejemplo de salud física y mental el señor West.