Richard Sherman con los 49ers: la pesadilla de los Seahawks

San Francisco 49ers

Richard Sherman con los 49ers: la pesadilla de los Seahawks

Richard Sherman con los 49ers: la pesadilla de los Seahawks

La presentación del cornerback como nuevo jugador de la franquicia de San Francisco fue toda una película de terror para los fans de Seattle.

San Francisco

Ayer se produjo la imagen que certifica que la pesadilla de los Seattle Seahawks es real: Richard Sherman presentado por los San Francisco 49ers, con su gorra, con su panel del equipo, con su discurso guerrillero. Ha tenido que ser un trago muy duro para un montón de seguidores de la franquicia de la NFL del estado de Washington.

Porque es cierto que el equipo ha entrado en una fase de reconstrucción en la que bastante tienen con preocuparse de lo suyo. Y tan cierto como eso es que Richard Sherman ya no es la gran estrella que fue, amén de que es una incógnita ver como vuelve de su ruptura de tendón de aquiles y subsiguiente operación también del otro tendón de aquiles. Y, sin embargo, algo no está bien con esa foto. Algo tiene que arder por dentro de unos seguidores tan implicados con su equipo y con sus iconos.

Y, desde luego, Richard Sherman ha sido el gran icono de su era dorada y, más aún, el icono absoluto de su odio a los San Francisco 49ers y de las batallas que llevaron a ambos clubs a jugar el Super Bowl en una encarnizada batalla que, para los que somos ajenos sentimentalmente, fue de lo mejor que nos ha dado la NFL en esta década.

Así que verle firmar con los 49ers es un puñetazo. Y verle posar tan contento con ellos, una película de terror.

Richard Sherman confirmó en la rueda de prensa de presentación que, en efecto, los San Francisco 49ers estuvieron en contacto con él en cuanto pudieron, esto es, en cuanto fue una certeza que los Seattle Seahawks le cortarían, y él no dudó a la hora de unirse al enemigo.

¿Ansias de venganza contra aquellos que le han despedido? Pues, que se explique el propio Sherman: "Los Seahawks tomaron una decisión económica y los 49ers hicieron lo que tenían que hacer, que es otra decisión de negocios. Yo estoy donde me han querido, y lo único que voy a hacer es tratar de ayudarles a ganar partidos".

Sobre la rivalidad, el cornerback es igual de consciente y sabe que será el foco de atención: "La rivalidad se va a renovar y yo estaré en el centro de la misma, supongo. Da igual: sólo me interesa ganar partidos".

Sherman también se defendió de aquellos que le acusan de haber sido timado por los 49ers al presentarse a la negociación de su nuevo contrato sin agente y tomando él mismo las decisiones. Sacó 39 millones por 3 años, que está muy bien si no se mira la letra pequeña, y esa lo que indica es que sólo tiene 5 millones asegurados y el resto atado a rendimientos, siendo que sólo se llevará los 39 millones si gana el Super Bowl y es Pro Bowler cada año.

"Tengo cinco millones garantizados, algo que no tenía con los Seahawks, y si juego bien puedo llegar a un dinero que no conseguiría con Seattle jugase bien o mal. Estoy muy satisfecho con la negociación, y eso es lo único que me importa", concluyó el cornerback a este respecto demostrando, una vez más, que lo que mejor se le da es apostar por sí mismo.

Y es que, según los médicos, su recuperación va viento en popa y no habrá problema para que esté a disposición de Kyle Shanahan, su nuevo entrenador, en todos los entrenamientos de la pretemporada que llegará a partir de mayo.

Será a partir de entonces cuando la pesadilla real de los Seattle Seahawks empezará, porque existirá la posibilidad de que los San Francisco 49ers vuelvan a ser mejores que ellos, tras muchos años en los que la norma fue la contraria, y una pieza importante de ese adelantamiento sea Richard Sherman. Su Richard Sherman. 

0 Comentarios

Normas Mostrar