L'Équipe muestra el lado oscuro de Neymar: rojas, desplantes...

FRANCIA | PSG

L'Équipe muestra el lado oscuro de Neymar: rojas, desplantes...

El diario francés recuerda las 8 expulsiones de Neymar en su carrera y dice que no es oro todo lo que reluce alrededor de la estrella del PSG.

“No siempre ríe”, titula L’Équipe un reportaje sobre “el lado oscuro de Neymar” tras su última expulsión ante el Olympique de Marsella (2-2) y después de su tira y afloja con Edinson Cavani por el lanzamiento de los penaltis en el PSG.

L’Équipe se centra en las expulsiones que ha tenido Neymar en su carrera, ocho,: “más que otros jugadores duros o conflictivos en toda su carrera”. Ángel o demonio, capaz de lo mejor y de lo peor. Neymar ya ha demostrado su mejor cara con golazos, jugadas de ensueño y regates imposibles. Pero también la peor: enfrentamientos con compañeros, actitudes chulescas, simulaciones, posibles faltas de respeto al rival o expulsiones, como la última ante el Marsella, en un partido grande de la Ligue 1 y cuando su equipo perdía 1-2 en el 87’.

14 de marzo de 2010: Neymar vio su primera tarjeta roja en un Santos-Palmeiras. Recibió la segunda amarilla por hacer una falta por detrás a un rival que le había robado el balón. Quedaban 9 minutos para el final del partido y el Santos acabó perdiendo.

6 de abril de 2011: quizás la más absurda de todas. Fue en Santos-Colo Colo y fue expulsado por celebrar un gol poniéndose una careta de sí mismo. Se fue del campo dando patadas al aire.

13 de octubre de 2011: en un Atlético Mineiro-Santos, Neymar se fue por doble amonestación tras ver una amarilla por una falta y la roja por protestar otra acción. El Santos se quedaba con 9. Aquel día Neymar protagonizó una imagen similar a la del pasado domingo, se fue del campo aplaudiendo en la cara al colegiado, una acción que le puede costar una sanción mayor en la Ligue 1. Su entrenador entonces, Muricy Ramalho, le reciminó aquella expulsión y tuvieron una confrontación. Años antes, Neymar ya había criticado a su técnico, Dorival Junior, al que cesaron poco después., recuerda ´L'Équipe.

30 de septiembre de 2012: Neymar, que ya tenía una amarilla, vio roja directa por un enfrentamiento con un defensa, Pará, en un Santos-Gremio (1-1).

17 de febrero de 2013: la última expulsión antes de viajar a Barcelona fue ante el Ponte Preta, en el campeonato paulista. Otra vez tuvo un enfrentamiento, esta vez con el portero rival, con el que incluso llegó a las manos.

18 de junio de 2015: Neymar fue expulsado en un Colombia-Brasil por dar un balonazo a Armero cuando el árbitro señalaba el final del partido y luego encararse y dar un ‘semicabezazo’ a Murillo. Fue un encuentro caracterizado por la violencia en el que el jugador brasileño fue la principal diana y que terminó con tangana. Fue sancionado con cuatro encuentros.

9 de abril de 2017: la única expulsión de Neymar con el Barcelona fue la temporada pasada en La Rosaleda, donde el Barça perdió 2-0. El jugador brasileño se 'autoexpulsó' al ver doble amarilla, la primera por atarse las botas obstaculizando un saque de falta de Sandro y la segunda por una innecesaria entrada a Diego Llorente, en el 65’. También se fue al vestuario aplaudiendo al cuarto árbitro. La sanción le impidió jugar El Clásico ante el Real Madrid.

22 de octubre de 2017: ha sido la última. Neymar fue expulsado en el ‘Classique’ francés ante el Marsella. Primero vio una amarilla por protestar y dos minutos después (87’) por encararse y dar otro ‘semicabezazo’ al argentino Lucas Ocampos, que previamente le había hecho falta.

“El que avisa, por tanto, no es traidor”, dice L’Équipe que reitera que Francia ya conoce el lado más oscuro de Neymar en los terrenos de juego.

0 Comentarios

Normas Mostrar