Competición
  • LaLiga Santander
  • Premier League
  • Bundesliga
  • Liga Portuguesa
  • Ligue 1
  • Serie A
  • Liga Chilena

El más difícil todavía en el circo de los New York Mets

NEW YORK METS

El más difícil todavía en el circo de los New York Mets

Matt Harvey no pasa por su mejor momento en los New York Mets.

Getty Images

La sanción por tres partidos de empleo y sueldo a Matt Harvey supone una nueva entrega en el desconcierto que rodea a la franquicia neoyorquina.

Cuando se inició la temporada 2017, había cierta unanimidad sobre las opciones que rodeaban a los New York Mets, como potencial equipo de playoffs y un peligro latente si a ese conglomerado de estrellas les respetaba las lesiones y eran capaces de plasmar sus opciones en resultados.

No en vano, estamos hablando de un club que cuenta con estrellas como Yoenis Céspedes, Noah Syndergaard, Jacob deGrom o su gran capitán David Wright.

Apenas hemos completado un mes de temporada regular y la campaña de los chicos de Queens se encuentra a punto de alcanzar el punto de ruptura, situados a 6.5 partidos de los Washington por el liderato de la División Este de la Liga Nacional.

De hecho, la situación de los Mets y de Matt Harvey discurre por caminos paralelos.

La polémica

El apodado como ‘El caballero oscuro’, el antaño protector de Gotham ha agotado la paciencia de su equipo con su indisciplina, falta de profesionalidad, compromiso o como lo queramos llamar y ha sido sancionado por tres partidos sin empleo y sueldo por las faltas reiterativas en relación con las propias reglas de la franquicia.

Si todo lo anterior no fuese decepcionante respecto a una de las estrellas emergentes de este deporte, ahora resulta que incluso se plantea recurrir esa sanción y eso va a enrarecer más si cabe la relación que existe en el club.

Y no nos olvidemos todo el drama que ha rodeado los problemas físicos de Syndergaard, con negativa incluida a someterse a una resonancia magnética, y que le mantendrán alejado de los montículos como mínimo hasta el All-Star, o lo que es lo mismo, mediados del mes de julio.

Inicios prometedores

La historia de Matt Harvey es la de un joven pitcher, que llegó a ser el designado por la Nacional en la cita de mediados de verano que se disputó en su propio estadio en 2013, con un carisma que rivalizaba con cualquier otra estrella de este deporte y con un arsenal de lanzamientos que le situaba al borde de la invencibilidad y cuyos límites sólo podrían marcarse por sus propios talentos.

Sin embargo, llegaron las lesiones, graves y de todos los tipos y colores, para agrietar esa impenetrable armadura que tenía un estandarte del club al que le adelantaron por la derecha otros productos de la cantera como deGrom o Syndergaard, tan talentosos como él, pero con algo de capacidad para mantener alejadas las lesiones.

Desgraciadamente, Matt Harvey ya no es el que era y su ética de trabajo ha sido puesta en duda desde múltiples instancias y desde hace tiempo, sin una dedicación que pueda rivalizar a otros pitchers que lanzan en Nueva York/Gotham, pero que han mostrado que son los referentes por ese mismo aspecto, y no sólo por lo duro que lanzan sobre la lomita.

Miremos los casos de Clayton Kershaw, Madison Bumgarner, David Price o Max Scherzer para hacernos una idea de todo ello.

Más bien parecía que su objetivo principal se trataba en la próxima cita con la supermodelo de turno (Adriana Lima es la última en una larga lista), que en prepararse a conciencia para los rigores de su trabajo una vez cada cinco días.

La solución a todo este entuerto no parece sencilla.

El club necesita recuperar los activos que están saturando la enfermería, con especial atención a Céspedes, al que se está sometiendo a diversas pruebas en la Gran Manzana para averiguar los motivos por los que se lesiona con tanta frecuencia, pero en estos momentos de necesidad es cuando debería de aparecer Matt Harvey, aunque no sea ni por asomo una versión cercana a aquel pitcher que nos deslumbró hace años.

No obstante, también existe la posibilidad de contemplar un traspaso en verano, pero no parece la mejor solución por cómo se ha depreciado este pitcher y los pretendientes no dudarán en pescar en ‘río revuelto’ por lo que pueda ocurrir respecto a alguien que será agente libre después de la temporada 2018 y cuyo stock se ha desplomado según ha ido pasando el tiempo.

Lejos quedan esos tiempos en los que se hablaba de un intercambio con Boston Red Sox por Mookie Betts

La noche siempre es más oscura justo cuando va a amanecer, y ese es el momento en el que Harvey tiene que demostrar a todos sus críticos lo muy equivocados que estaban.

Por su bien y por el de su equipo, que tampoco olvidemos que se encuentran a apenas 2.5 partidos de la segunda plaza de Wild Card en su liga.

0 Comentarios

Normas Mostrar