Temas del día Más temas

Así es la plantilla de los Orioles línea por línea

Previas MLB 2017: Baltimore Orioles

Así es la plantilla de los Orioles línea por línea

Nadie consiguió más home runs en la Liga Americana que Mark Trumbo en los Baltimore Orioles.

Winslow Townson

USA Today Sports

Un poderosísimo ataque con inmensa capacidad para lograr home runs y liderado por Machado, Trumbo y Davis enmascaran una sospechosa rotación.

Catchers ***

Con la marcha de Matt Wieters a los Nationals vía agencia libre, se acabó una era en los Orioles, una que se inició en 2009 con sus luces y sus sombres, más de lo primero que de lo segundo. Buscando ganar flexibilidad para las futuras decisiones que habrá que tomar (Manny Machado en 2018) y con la promesa Chance Sisco en las Menores, el club apostó por Wellington Castillo detrás del plate. El dominicano viene de hacer un sólido año en Arizona tanto en ataque como en defensa y viene con la reputación de ser mejor en el ‘framing’ que Wieters, además por un coste menor. Caleb Joseph hizo historia al no conseguir impulsar ni una carrera en 141 turnos al bate y confía en recuperarse de su desastroso 2016. Backup, sin más. 

Infielders ****

El diamante de los Orioles es motivo de orgullo para la franquicia de Maryland, siendo muy poderoso en las esquinas y con un nivel más que notable justo por el centro... con posibilidades de mejorar. Davis logró 38 home runs en 2016, pero con una media paupérrima del .221. Eso hace que su valor definitivo no sea el que pudiera ser, aunque si se ajusta a la alternancia de años excelentes y otros que no lo son, el 2017 será de los buenos. Su capacidad para jugar en el OF también viene bien. Schoop es un excelente segunda base, un valor que está en alza y con un margen de mejora que da miedo, pero su ‘alergia’ a las bases por bolas es un problema. Debe mejorar para dar el paso siguiente. Hardy tuvo un año sólido, como suele ser habitual en él. Si logra mejorar un poco, esta unidad será impresionante. Machado es una maravilla en todos los sentidos, con un guante que es una auténtica delicia y un bate que no conoce límite. ¿Será MVP en 2017? 

Outfielders ***

Aquí viene el lío. Más allá de la presencia del casi eterno Adam Jones, lo que ocurrirá en ambos extremos es una absoluta incógnita. Kim tuvo un duro proceso de adaptación a las Mayores, pero casi alcanzó los 350 turnos de bateo con una productividad notable. Su capacidad defensiva deja mucho que desear y por eso su rol en los instantes finales de los partidos es nulo. Además, no se descarta que haya cambios respecto a su titularidad. Adam Jones ha demostrado que, aunque haya perdido un punto en ataque y en defensa, es un líder absoluto que casi llegó a los 30 home runs. Sus actuaciones en el Clásico Mundial con el Team USA llenan de optimismo a los aficionados de los Orioles por lo que puede lograr en 2017. La situación en el RF será algo a valorar durante el transcurso del año y veremos a no pocos jugadores en el puesto. Álvarez realizará su transición hacia el exterior y su bate es su mayor activo, aunque está por ver su cuestionable guante. 

Bateador designado y banquillo ***

El banquillo de los Orioles es una sucesión de jugadores cuya mejor posición sería la del DH o primera base, pero esos dos puestos están asignados a Trumbo y Davis, respectivamente. Más allá de los descansos habituales, Showalter recurrirá a su magia para sacar el máximo partido a este grupo. Trumbo sacó en 47 ocasiones la pelota del campo en 2016, la mejor marca de la MLB y vuelve con Baltimore durante tres años para ser su DH. El mayor problema para él es su pobre OBP, pero esa pegada es increíble. Flaherty es el comodín del club, actuando en siete puestos distintos el año pasado, incluido el de pitcher. Tener a alguien así es muy valioso. Smith llega desde Seattle y su papel puede ser el de RF mientras actúa contra los pitchers diestros. Rickard tuvo una primera experiencia positiva en las Mayores, aunque el ascenso casi imparable de Trey Mancini puede ocasionarle otro quebradero de cabeza a Buck a la hora de buscar turnos para todos. 

Rotación de pitchers ***

Tillman asumió el rol de pitcher número uno para los Orioles, pero ese tiempo puede estar tocando a su fin. Mientras tanto, se trata de un lanzador sólido, que no pertenece a la élite, aunque sabe estar a la altura con ese poderoso ataque y aún mejor bullpen. Jiménez es la personificación del Dr. Jekyll y Mr. Hyde sobre un montículo. Tan pronto encadena una racha de actuaciones sobresalientes como una desastrosa y pierde su puesto en la rotación. Saber lo que nos encontraremos en 2017 es una utopía. Gausman es la clave de este grupo y a sus 25 años, listo para subir de nivel como demostró la temporada pasada. Es lo que vienen esperando desde que que fue escogido, al igual que en el caso de Bundy, que estuvo francamente bien en su debut como titular, aunque su capacidad para lanzar cada cinco días es dudosa hasta la fecha. Miley llegó desde Seattle y no estuvo precisamente bien. Su trayectoria en la MLB debe ser su mayor valor. 

Bullpen ****

El cuerpo de relevistas de los Orioles luce espectacular sobre el papel de cara a 2017 y con uno de los mejores closers del sector en Britton. No es razonable pensar que su efectividad de 0.54 volverá a ser repetida, pero es difícil pensar en alguien mejor para conseguir los últimos tres outs de un partido y que está en plenitud de facultades. O´Day tuvo problemas físicos el año pasado, aunque el diestro es un seguro de vida a la hora de ser el setup o encargado de la octava. La magia de Showalter no se aprecia mejor que aquí y fue capaz de encontrar joyas en Brach, que fue All-Star en 2016 a sus 30 años, y un Mychal Givens que se mostró dominante por la vía del strikeout durante el transcurso de la temporada, acortando el tramo entre los abridores y Britton. 

Altas y bajas ***

Más vale tarde que nunca

Por segunda offseason consecutiva, los planes del club se ralentizaron hasta casi desesperar a los aficionados de los Orioles, que vieron como pasaban las fechas y el equipo se quedaba en tierra de nadie, sin mejorar significativamente que es lo que siempre se quiere. Como el mercado se desaceleró, Baltimore aprovechó para ‘repescar’ a Trumbo con un contrato muy por debajo de lo esperado a pesar de sus limitaciones ofensivas, sustituyó a Wieters por Castillo y ha sido capaz de renovar a Bourn y Álvarez cuando casi nadie lo esperaba. Ahora, eso sí, de cara a reforzar la rotación esa ya es otra historia. 

 

DESCARGA EL PDF DE LA PREVIA DE LOS BALTIMORE ORIOLES.

0 Comentarios

Normas Mostrar