Competición
  • Liga Ascenso MX Apertura
Liga Ascenso MX Apertura
FINALIZADO
Celaya Celaya CEL

0

Alebrijes de Oaxaca Alebrijes de Oaxaca ALE

1

FINALIZADO
Atlético Zacatepec Atlético Zacatepec ZAC

0

Atlante Atlante ATE

0

PLAYOFFS

Por decimosexto año seguido, habrá un nuevo campeón

Con la eliminación de los defensores del título, Kansas City Royals, tendremos un nuevo campeón, algo que viene sucediendo desde el año 2001.

Por decimosexto año seguido, habrá un nuevo campeón
Jamie Squire Getty Images

Era cuestión de tiempo y finalmente se ha producido. Los todavía vigentes campeones del mundo, los Kansas City Royals, quedaron eliminados de los playoffs pese a ganar en su duelo contra los Minnesota Twins por 5-2. Con un récord de 81-77, se sitúan a cinco partidos de los Baltimore Orioles, que ocupan la segunda plaza de Wild Card. ¿El problema? Es que sólo quedan cuatro encuentros por disputar, con lo que materialmente es imposible.

Pues venga, otro campeón del mundo que muerde el polvo y ya van…

Con todo esto se demuestra una idea general que ya teníamos interiorizada y es que repetir en el deporte que sea, es tremendamente difícil y exigente casi en proporciones similares.

El béisbol no es una excepción sino que sigue esta tendencia. Con los Royals ya son 16 campeones seguidos que no han sido capaces de revalidar el título del año anterior. Nos tenemos que remontar a esa Era Dorada de la dinastía de los Yankees de los años 90 del siglo pasado para ver algo así. Los Bombarderos del Bronx lograron hacerse con tres títulos seguidos entre 1998 y el 2000, y estuvieron a tres eliminados de haberlo realizado en cuatro años consecutivos, si Mariano Rivera es capaz de hacer lo que ha hecho mejor que cualquier otro ser humano en este deporte, proteger una ventaja mínima… que no pudo mantener.

Si bien los New York Yankees son el ejemplo más reciente de éxito sostenido a la hora de levantar el trofeo del comisionado, la situación empeora cuando se habla de la otra liga, que es la Nacional. El circuito senior no ve a uno de sus representantes conseguirlo desde los Cincinnati Reds de la ‘Big Red Machine’ de 1975 y 1976.

De hecho, el equipo que más veces ha sido capaz de revalidar el título son (oh, sorpresa) los New York Yankees. Esto es normal, ya que cuando ganas 27 veces el campeonato del mundo, tienes que repetir… y no pocas veces. Aparte de los éxitos entre 1998 y 2000, los neoyorquinos lo lograron también en 1977 y 1978 con el Sr. Octubre, Reggie Jackson, 1961 y 1962 con Mickey Mantle y Whitey Ford a la cabeza, el período entre 1949 y 1953 con el relevo entre Joe DiMaggio y Mickey Mantle, el comprendido entre 1936 y 1939 con la misma situación entre Lou Gehrig y DiMaggio, más el de 1927 y 1928 con el mejor tándem de la historia formado por Babe Ruth y Lou Gehrig en pleno apogeo.

Las condiciones para acceder a los playoffs han cambiado y para mejor. Mientras que hubo una época en la que sólo jugaban los campeones de cada liga y que se enfrentaban en las Series Mundiales (hasta 1968), ahora hay muchas más oportunidades de jugar los playoffs, pero eso no lo hace más sencillo.

Si hay una parcela en la que se notan especialmente los esfuerzos de un año para otro es en la efectividad de los pitchers, que han sufrido ese castigo extra en cuestión de lanzamientos de más respecto a la temporada regular y que, mientras tienes el brazo caliente en playoffs, puedes aguantar el tipo aunque estés con la luz de la reserva encendida. Por muchos avances y monitorizaciones que valga, los equipos difícilmente consiguen repetir aparición en playoff y mucho menos títulos debido a la bajada del rendimiento de sus lanzadores. Para un ejemplo, mírese los New York Mets en el período entre 2015 y 2016.

Curiosamente, los Royals bien podrían haberse convertido en el primer equipo en repetir estos dos últimos años, pero en su camino se cruzó una figura extraordinaria llamada Madison Bumgarner que, casi en solitario y sin el casi, llevó a los Giants a su tercer título en cinco años. Ni siquiera una dinastía como los Giants han sido capaces de repetir título. Ya se sabe que les toca en año par… y veremos si eso se cumple este año.

Sin embargo, los Royals pueden presumir de haber conseguido el título el año pasado, porque no hay nada más frustrante que repetir aparición en el Clásico del otoño e irse con las manos vacías, como les ocurriera a los Texas Rangers en 2010 y 2011, pese a tener a los Cardinals a un solo strike de perder en dos entradas seguidas… para terminar perdiendo.

En definitiva, repetir es muy complicado y tampoco es patrimonio exclusivo de la Liga de Campeones, aunque nunca se sabe. De todas formas, hay muchos equipos con cuentas pendientes con la gran final y creo que el hecho de ganar ya sería más que suficiente.

Que a la hora de repetir, ya si eso nos preocupamos el año que viene.