Impuestos

¿Quiénes se verían afectados por el "impuesto sobre sucesiones" de Biden? umbral y límites de ingresos

Como parte del financiamiento del American Families Plan, el presidente Biden ha propuesto el "impuesto sobre sucesiones". ¿En qué consiste? Aquí los detalles.

Estados Unidos
Presidente de los Estados Unidos, Joe Biden
CARLOS BARRIA REUTERS

El presidente de los Estados Unidos, Joe Biden, tiene grandes planes para su administración. Hace algunos meses, el mandatario dio a conocer dos de sus próximos proyectos: el American Families Plan y el American Jobs Plan.

Sin embargo, la administración Biden debe encontrar alguna forma de pagar dichos paquetes económicos, pues el costo de ambos asciende a 4 trillones de dólares. Además, el presidente debe presentar alternativas para que el American Families Plan y el American Jobs Plan puedan aprobarse.

Por ahora, Biden ha sugerido una serie de aumentos de impuestos para financiar los proyectos. Como parte de esta estrategia, Biden ha propuesto imponer un “impuesto sobre sucesiones”, el cual implica gravar las ganancias de capital sobre las propiedades heredadas al momento de la muerte.

Impuesto sobre sucesiones: ¿en qué consiste la propuesta y quiénes se verían afectados?

El impuesto sobre sucesiones evitaría que los herederos de alguna propiedad difieran los impuestos sobre ésta hasta que la vendan, es decir, esta propuesta en particular trataría como una venta la transferencia de activos de la persona fallecida al heredero.

Además de contribuir al presupuesto del American Families Plan, la propuesta del presidente Biden pretende dejar de exacerbar la desigualdad y crear un sistema más justo, ya que aplicar este impuesto eliminaría una laguna legal, la cual es utilizada por los estadounidenses más ricos para escapar por completo de los impuestos sobre sus propiedades.

Esta nueva ley fiscal afectaría a cualquier persona heredera de un patrimonio con valor mínimo de 1 millón de dólares. El impuesto implicaría que dicha persona tenga que pagar la tasa de ganancias de capital sobre la herencia, la cual es del 39,6 por ciento.

No obstante, la iniciativa se diseñará con protecciones para que las empresas y las granjas familiares no tengan que pagar el “impuesto sobre sucesiones” cuando los herederos continúen administrando el negocio.