SEATTLE SEAHAWKS

Josh Gordon vuelve a los Seahawks; espera su reintegración

El WR jugó por última ocasión el 15 de diciembre de 2019 con Seattle, antes de violar las políticas de la NFL sobre abuso de sustancias y de sustancias para mejorar el rendimiento.

Josh Gordon
Brian Blanco AP

El receptor abierto Josh Gordon vuelve a un equipo de NFL al firmar con Seattle Seahawks, según confirmó esta mañana David Carpenter, su agente.

De acuerdo con información de Ian Rapoport, de NFL Network, el jugador acordó con el equipo de Seattle un contrato por un año y un millón de dólares. Sin embargo, para poder jugar con el equipo, a menos de dos semanas del kickoff del calendario, la liga deberá aprobar su reincorporación.

El receptor, de 29 años, fue suspendido por romper con las políticas sobre sustancias que mejoran el rendimiento y por abuso de sustancias, siendo la quinta ocasión en su carrera en la que se ausenta por ese último motivo. De igual manera, esa fue la razón de su inactividad en los emparrillados por las temporadas completas de 2015 y 2016, luego de ser invitado al Pro Bowl y reconocido en el primer equipo All-Pro en 2013 cuando obtuvo el título de yardas recibidas.

Gordon llegó a Seattle a medio calendario 2019 después de 17 inicios con los Patriots en dos años distintos. Con los Seahawks, el egresado de Utah disputó solo cinco encuentros en los que atrapó siete pases para 139 yardas, sin anotaciones.

Con su regreso al equipo, Pete Carroll tendrá a su disposición a un sólido grupo de receptores abiertos que cuenta con Tyler Lockett, DK Metcalf y Paul Richardson. Will Dissly y Greg Olsen apoyarán el ataque aéreo de Russell Wilson desde la posición del ala cerrada.

Gordon subasta anillo de campeón

En sus 63 inicios en ocho campañas en la liga, Gordon posee una media de 17.2 yardas por recepción. Además de ello, Gordon recibió un anillo de campeonato del Super Bowl LIII aunque el receptor no pertenecía a los coordinados por Josh McDaniels.

Habiendo jugado anteriormente solo para los Browns, su único anillo de campeón, sin embargo, está ahora en posesión de alguien más. La casa de subastas Heritage Auctions se encargó de vender la pieza por un monto de 138,000 dólares la semana anterior.

Los Patriots lo mandaron a waivers a la mitad de la campaña anterior. Así fue como se incorporó a Seattle.