Nationals vs Astros

Justin Verlander sigue sin poder ganar en Serie Mundial

El serpentinero de 36 años suma siete encuentros de Serie Mundial, en cuatro ediciones diferentes, sin conocer la victoria. Cayó en el sexto juego.

Justin Verlander sigue sin poder ganar en Serie Mundial
ELSA AFP

La quinta entrada del Juego 6 de la Serie Mundial entre Washington Nationals y Houston Astros fue el declive para Justin Verlander que dejó ir la victoria de su equipo y con ella la oportunidad de sumar la primera en su carrera en un duelo de Clásico de Otoño.

El serpentinero de 36 años dejó el centro del diamante tras cinco episodios completos de labor en el Minute Maid Park, donde permitió cinco imparables y negoció tres boletos a la primera colchoneta, además del daño que lo mandó a calentar la banca en el dogout: dos cuadrangulares solitarios ganando el encuentro por una sola carrera.

En la primera entrada, Verlander permitió un imparable al cuadro de Trea Turner, primero en el orden de Nationals. Adam Eaton lo adelantó con un toque de bola y Anthony Rendón lo empujó para que el shortstop recorriera las cuatro almohadillas. El daño a Verlander llegó desde temprano.

Para cuando cayó el primer hombre fuera de Washington en la quinta entrada, Adam Eaton regresó a su equipo al partido. El lanzador fue con el slider y ya estaba al frente en la cuenta en contra del bateador. Verlander y Robinson Chirinos se pusieron de acuerdo y repitió el anterior pitcheo. El jardinero derecho de Dave Martínez no titubeó al llegar el lanzamiento esperado y lo puso del otro lado de la barda para empatar el juego a un par de carreras.

A 96 horas de cumplir sus 21 años, Juan José Soto Pacheco pasó de ser un nombre de una joven promesa del baseball a un referente de este deporte. El originario de Santo Domingo, República Dominicana, cambió el orden del partido para ponerlo en favor de su novena 3-2 luego de poner la pelota en órbita por el derecho en contra de Justin Verlander.

Esta fue la séptima apertura de Justin Verlander en Serie Mundial y, a la vez, resultó el séptimo duelo de Clásico de Otoño que el lanzador recibió la derrota.

El serpentinero debutó en el momento cumbre de la temporada de la MLB en 2006 con Detroit Tigers en contra de St. Louis Cardinals, donde perdió ambos encuentros y recibió siete carreras limpias en 11 entradas de labor.

En 2012 regresó con Detroit a la Serie Mundial. Esta ocasión en contra de San Francisco Giants, quienes le anotaron cinco en cuatro entradas de trabajo, con un par de cuadrangulares.

Su llegada a Houston sirvió para que Astros avanzaran a las últimas instancias del baseball de octubre, donde Verlander abrió en dos ocasiones en contra de Los Angeles Dodgers, para cargarle una derrota más a su cuenta. Su desempeño en dicha Serie Mundial ha sido la mejor: mantuvo la efectividad en 3.75 y ponchó a 14 en 12 entradas, pero las cinco carreras anotadas no le ayudaron para conseguir victoria en ninguno de los dos encuentros contra la franquicia de Hollywood.

Este año, Verlander en Serie Mundial permitió siete carreras en 11 entradas de labor, al igual que en 2006. En ningún encuentro frente a Washington pudo hacer daño desde el montículo como acostumbra regularmente.