Famosos

Jennifer Lawrence detalla el momento en el que casi muere en un accidente aéreo

En una entrevista con Vanity Fair, Jennifer Lawrence contó cómo su perro y ella casi mueren en un accidente aéreo. Aquí los detalles de la historia.

Estados Unidos
0
En una entrevista con Vanity Fair, Jennifer Lawrence contó cómo su perro y ella casi mueren en un accidente aéreo. Aquí los detalles de la historia.
Matt Winkelmeyer Getty Images

Jennifer Lawrence sigue triunfando. La actriz se ha convertido en la portada de Vanity Fair correspondiente al mes de diciembre y ha contado a la revista una impactante historia sobre cómo casi muere en un accidente aéreo.

Jennifer Lawrence detalla el momento en el que casi muere en un accidente aéreo

La actriz contó que ya se había hecho a la idea de que iba a morir luego de que un avión privado en el que viajaba sufrió una falla de doble motor. “Mi esqueleto fue todo lo que quedó en el asiento”, dijo a Vanity Fair.

Todo sucedió en 2017 cuando la ganadora del Oscar se dirigía a la ciudad de Nueva York desde su ciudad natal, Louisville, Kentucky. Durante el viaje llegó un momento en el que se les informó a los pasajeros que tenían que intentar un aterrizaje de emergencia en Buffalo.

La actriz viajaba con otro pasajero y su perro, Pippi

La estrella de ‘Don’t Look Up’ detalló que era solo uno de los dos pasajeros del avión; el otro era el hijo del médico que estuvo presente cuando ella y sus dos hermanos nacieron. “Todos íbamos a morir. Empecé a dejar pequeños mensajes de voz mentales a mi familia, ya sabes, ‘he tenido una gran vida, lo siento’”, contó.

“Me sentí culpable. Todo el mundo iba a estar tan desanimado. Y, oh, Dios, [mi perro] Pippi estaba en mi regazo, esa fue la peor parte. Aquí está esta cosita que no pidió ser parte de nada de esto”, agregó Lawrence.

“Empecé a rezar”, Jennifer Lawrence al ver la pista llena de ambulancias

Una vez llegando a Buffalo y al ver la pista llena de camiones de bomberos y ambulancias, Lawrence cuenta que comenzó a rezar. “Empecé a rezar. No al Dios específico con el que crecí, porque era aterrador y un tipo muy crítico. Pero pensé, Dios mío, ¿tal vez sobreviviremos a esto? Seré víctima de quemaduras, esto será doloroso, pero tal vez vivamos, dijo.

“‘Por favor, Señor Jesús, déjame conservar mi cabello. [...] Por favor, no dejes que me quede calva’”, bromeó la actriz sobre lo que pensó en ese momento.

La actriz relata que el avión golpeó la pista, rebotó y golpeó la pista nuevamente antes de detenerse. Los equipos de rescate abrieron la puerta del avión y sacaron a todos ilesos, pero Lawrence luego tuvo que abordar otro avión “anestesiada gracias a una pastilla muy grande y varias mini botellas de ron”, señaló la actriz.