MIAMI DOLPHINS

Tua Tagovailoa, QB1 para bien o para mal

En 2021 no habrá “Fitzmagic” para rescatar a Tua Tagovailoa, quien comienza a sentir la presión de ser el QB1 en Miami.

Estados Unidos
0
Tua Tagovailoa con los Dolphins
Mark Brown AFP

Para bien o para mal, Tua Tagovailoa es el titular indiscutible en Miami.

El joven quarterback está por iniciar su segunda temporada en la NFL y la gerencia general de los Dolphins mostró toda la confianza que tiene en el producto de Alabama al deshacerse en la agencia libre del veterano Ryan Fitzpatrick, ahora en Washington.

Tagovailoa, reclutado por Miami en la primera ronda del Draft 2020 pese a sufrir una seria lesión en la cadera en su último año con el Crimson Tide, vivió una campaña de altibajos con los Dolphins: en nueve juegos terminó con récord de 6-3; completó 64.1% de sus envíos, con 1,814 yardas, 11 touchdowns y 5 intercepciones, pero fue enviado a la banca en un par de ocasiones. Fitzpatrick rescató el juego ante los Raiders, pero se quedó corto en Denver.

En 2021 no habrá “Fitzmagic” para rescatar a Tua, quien comienza a sentir la presión de ser el QB1 en Miami. En la práctica del martes, por ejemplo, Tagovailoa sufrió cinco intercepciones, algo que el pasador atribuye a la “agresividad” en el juego aéreo.

“Creo que hoy [martes], el énfasis para nosotros, los quarterbacks, queríamos ser agresivos en el ataque aéreo”, dijo Tua. “Queríamos ver si podíamos lanzar, queríamos ver qué pases podíamos hacer en estas condiciones [lluvia]. Solo estábamos tratando de lanzar el balón verticalmente por el campo. Hay algunas jugadas que no salieron como queríamos, pero [esas son ] jugadas que podemos ver en la sala de video y seguir adelante”.

El coach Brian Flores tampoco le dio demasiada importancia a las intercepciones.

“Está tratando de mejorar en el campo, fuera del campo, en su entrenamiento, en todas las áreas”, dijo Flores, en su tercer año como head coach de los Dolphins. “Creo que lo ha hecho bien y sigue mejorando cada día en todas las áreas”.

En la agencia libre y el Draft, Miami mejoró dramáticamente su cuerpo de wide receivers, con Will Fuller y Jaylen Waddle, respectivamente. Con el veterano DeVante Parker (793 yardas, 4 touchdowns en 2020) y el tight end Mike Gesicki (703-6), el talento no será una excusa para Tagovailoa.

“Yo diría que mi fuerza para perseguir la grandeza en lo que hago vino cuando era muy pequeño”, dijo Tua. “He jugado football toda mi vida y todo lo que intentas hacer al final del día es intentar ganar el juego. Cuando el resultado no sale como lo deseas, es una sensación que no te gusta. No me gustan las derrotas. Evidentemente queremos ganar. Es por eso que insisto en poner toda esa presión sobre mí mismo”.

Creo que ha trabajado extremadamente duro, obviamente, venir [de una lesión en] la cadera el año pasado y prepararse para jugar tanto como lo hizo el año pasado”, agregó Flores. “Creo que ha continuado mejorando su rehabilitación de la cadera y que ha hecho un buen trabajo. Se ve saludable y realmente solo está tratando de mejorar en todas las áreas y estamos felices y satisfechos con su situación”.

Por lo pronto, Tua, los coordinadores ofensivos George Godsey y Eric Studesville, así como el nuevo coach de quarterbacks, Charlie Frye, tienen mucho material para revisar de esa práctica bajo la lluvia y las cinco intercepciones.

“Obviamente, quieres ser inteligente, pero si hay un momento para cometer errores, ahora es el momento para cometer errores”, apuntó Tagovailoa, quien en tres años en Alabama únicamente sufrió 11 intercepciones.

Los Dolphins iniciarán el training camp de julio con otros dos quarterbacks: Jacoby Brissett y el desconocido Reid Sinnett.