Concacaf Champions

Pedro Troglio: “Dejamos bien parado al fútbol de Honduras”

El estratega de Olimpia habló emocionado tras el histórico triunfo de los Leones frente al Club América, en la cancha del Estadio Azteca.

Estados Unidos
0
Jerry Bengtson en acción durante el América vs Olimpia en el Estadio Azteca.
Carlos Ramirez MEXSPORT

Este miércoles por la noche América recibió a Olimpia de Honduras en el Estadio Azteca, como parte de los octavos de final de vuelta de la Concacaf Champions League. El conjunto catracho logró un histórico triunfo por la mínima diferencia, aunque no les alcanzó para poder meterse a la siguiente fase y quedaron eliminados.

Pese a la eliminación, el estratega de Olimpia, Pedro Troglio, se dijo feliz en conferencia de prensa por el resultado en el mítico Estadio Azteca y porque su equipo ya ha derrotado a clubes de México y de la Major League Soccer.

“Siento una enorme felicidad por lo que los jugadores me han brindado en la cancha y cerrar un global 2-2. Además, derrotar después de ocho años a América que tenía de no perder en el Azteca. Lastimosamente no pudimos avanzar, pero este equipo me ilusiona más y representa más al país. Le ha ganado a los mexicanos, al más difícil de todos y a los de la MLS, no como otros dicen por ahí; estamos muy felices”, expresó.

De igual manera afirmó que con esta victoria, Olimpia representó de gran manera al fútbol de Honduras. “No alcanza con hacer un buen partido. Felicito al profe Martín por el trabajo físico, es importante saber que se puede pelear con armas. Dejamos bien parado al fútbol de Honduras”, precisó.

No ordenó golpear a jugadores del América

Finalmente, Troglio apuntó que su estrategia para este compromiso fue presionar en todo momento a las Águilas, pero nunca dio órdenes de golpear al rival. “No armamos fútbol de pegar patadas. Cuando juegas con este América es lógico que llegues a destiempo en algunas acciones. La lesión (de Chucho López) es un accidente, pero uno no prepara los partidos para pegar, sino para presionar”, concluyó.