TERCER CHEQUE DE ESTÍMULO

Tercer cheque estímulo: ¿Cuándo podría llegar después de la llegada de Biden a la presidencia?

Joe Biden ya es Presidente y, como parte de su plan de rescate, el demócrata apoya un tercer cheque de estímulo de 1,400 dólares. ¿Cuándo podría llegar?

Tercer cheque estímulo: ¿Cuándo podría llegar después de la llegada de Biden a la presidencia?

Este 20 de enero un mandato más terminó en la Unión Americana. Donald Trump abandonó la Casa Blanca y Joe Biden ya es el 46º Presidente de Estados Unidos.

Días antes de asumir su cargo como Presidente, Biden dio a conocer su plan de rescate económico para dar cara a la crisis derivada del aún latente brote de coronavirus.

Este paquete es de 1.9 billones de dólares, y entre los alivios que ofrece se encuentra una tercera ronda de cheques de estímulo de 1,400 dólares, por lo que, los ciudadanos del país de las barras y las estrellas han comenzado a cuestionarse, ¿cuándo podría llegar el pago ahora que Biden ya es Presidente?

Tercer cheque estímulo: ¿Cuándo podría llegar después de la llegada de Biden a la presidencia?

Bien, pues es necesario tener en cuenta que la aprobación del rescate no depende meramente del Presidente, sino del Congreso. Una vez que el proyecto de ley sea debatido y aprobado tanto por la Cámara de Representantes como por el Senado, entonces Joe Biden procederá a firmar la legislación.

Cabe mencionar que la Cámara de Representantes no volverá a reunirse hasta el próximo 1 de febrero, sin embargo, la cámara tiene la intención de presentar un proyecto de ley la semana siguiente.

"Haremos el trabajo de nuestro comité toda la semana que viene para que estemos completamente listos para abrir sesión cuando regresemos", expresó este jueves la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi. Dicho esto, las negociaciones para el nuevo rescate económico, y con ello el tercer cheque de estímulo, no llegarán hasta febrero.

Aunado a ello, hay que tener en cuenta que, para que la legislación sea aprobada en el Congreso, se necesitan de 60 votos a favor en el Senado, lo cual podría ser un problema, pues los demócratas de la Cámara Alta necesitarían 10 votos republicanos para respaldar la medida dado el 50-50 de los escaños del Senado para el 117º Congreso, por lo que la aprobación podría llegar a retrasarse, incluso hasta el mes de marzo, si los republicanos no ceden.