MLS

Pedro Gallese es expulsado en una extraña tanda de penales

El portero peruano se vistió de héroe y villano al detener uno de los penales ante New York City, sin embargo, minutos más tarde fue expulsado por adelantarse.

¡Dará la vuelta al mundo! Expulsa a Gallese y lo que pasa después es insólito
Michael Reaves Getty Images

Orlando City y New York City se encargaron de protagonizar un partido lleno de emociones en donde incluso hubo polémica en cuanto a las reglas arbitrales. Ambos cuadros buscaron durante 120 minutos llevarse el pase a las semifinales de Conferencia a casa, pero todo se complicó y, con el juego empatado a uno, los penales tuvieron que definirlo todo.

La tanda empezó con el penal fallado de parte del argentino Maxi Morález, quien mandó sus disparo al travesaño. Sin embargo, Orlando no falló y Akindele convirtió su primer tiro en gol, posteriormente, Medina, Perea, Rocha, Antonio Carlos, Tajouri-Shradi y Júnior Urso hicieron lo propio para mantener vivo el encuentro, pero Castellanos vio como Gallese le detuvo el tanto que sentenciaba el pase de Orlando a las semifinales.

No obstante, el VAR señaló que el portero peruano se adelantó un paso antes de que Castellanos mandara el disparo, por lo que se ganó su segunda tarjeta amarilla del encuentro y fue expulsado, sin duda, algo que rara vez se ve en una tanda de penaltis.

La fiesta del árbitro

Lo extraño vino cuando el árbitro permitió que se hiciera un cambio para que el segundo portero supliera a Gallese, acción que no está permitida. Tras esto, el VAR informó al silbante que no podía haber cambios y Orlando terminó por mandar a Schlegel a atajar el penal.

Castellanos tuvo una segunda oportunidad y metió el gol y, aunque Nani pudo sentenciar el partido, el portugués falló su cobro y mandó a muerte súbita.

Schlegel no pudo detener el disparo de Nico Acevedo y Robin Jansson mantuvo vivo a Orlando City, pero el defensa se vistió de héroe en el segundo cobro de muerte súbita, cuando le atajó a Guðmundur Þórarinsson. Por su parte, Benji Michel terminó por sentenciar el pase del cuadro de Florida a semifinales en un juego de infarto.