NFL

Houston Texans se arrodillan durante el himno nacional

El mariscal de campo Deshaun Watson permaneció sentado en las bancas de las laterales para enfrentar a Baltimore Ravens en el NRG Stadium.

Houston Texans se arrodillan durante el himno nacional
Bob Levey AFP

Los Texans volvieron al NRG Stadium para su primer partido como locales en la temporada 2020, y a diferencia de la semana anterior que se congregó la plantilla en el vestidor durante el himno nacional, esta ocasión salieron todos los integrantes del equipo al campo y mientras sonaron las bocinas, el entrenador Bill O'Brien, el receptor abierto Kenny Stills y otros jugadores se arrodillaron en señal de protesta a la injusticia social y las brutalidades policiales contra la comunidad afrodescendiente.

Del otro lado del emparrillado, los Ravens hicieron lo mismo. John Harbaugh no emuló a los jugadores, que como Robert Griffin, mariscal de campo de segundo equipo de Baltimore, se mantuvieron en una rodilla.

La acción, sin embargo, no es sorpresiva. El estratega contó para Houston Chronicle meses atrás que tenía la voluntad de arrodillarse con sus jugadores, los que desearan manifestarse de tal manera. La familia McNair estaba al tanto de ello.

“Sí, me arrodillaré. Cuenten conmigo. Los jugadores tienen el derecho de protestar, un derecho que necesita ser escuchado y un derecho de ser quienes son. No se están arrodillando porque estén en contra de nuestra bandera. Se arrodillan porque no han sido tratados equitativamente en este país por más de 400 años”, explicó O'Brien al diario local en junio, un par de semanas después del asesinato de George Floyd el 25 de mayo.

Según USA Today, el estratega canceló las actividades virtuales del 9 de junio durante la temporada baja. Asesinado en Minneapolis, Floyd era nativo de Houston. Además de O’Brien, el exdefensivo de los Texans D.J. Reader, el propietario Cal McNair, el ala defensivo J. J. Watt, los coordinadores ofensivo Tim Kelly y defensivo Anthony Weaver, estuvieron presentes en el servicio funerario que se le realizó a Floyd en Houston.

McNairs, de acuerdo con la protesta

Cal McNair, por otro lado, se declaró partidario de que los pequeños cambios traen, consecuentemente, una serie de cambios. Siente que sus acciones pueden impulsar a otros. Lo ve, asimismo, como una tarea más trascendente que el football, algo que no se puede ignorar.

A McNair no le molesta la protesta. Trata de alentar a sus jugadores y defender su derecho a manifestar sus ideas.

“Esto es lo correcto de hacer, y creo que nuestros jugadores reconocen eso. Queremos apoyar a la comunidad. Todos estamos juntos en este bote”, dijo en junio el dueño de los Texans.

Los Texans perdieron en casa su segundo partido consecutivo ante los Ravens. Deshaun Watson suma cinco partidos consecutivos con intercepción, la segunda racha más larga activa detrás de Baker Mayfield (8).