DALLAS COWBOYS

Aldon Smith, de Cowboys, se reunió con Roger Goodell

Smith no juega football desde la campaña de 2015, cuando pertenecía a Oakland Raiders. El DE llegó este año a Dallas, en la agencia libre.

Estados Unidos
0
Aldon Smith
Ben Margot Associated Press

Los Cowboys están más enfocados en construir un equipo sólido alrededor de Dak Prescott que de renovar el contrato del mariscal de campo, afirmó Jerry Jones. Ese proceso de edificación comenzó junto con la agencia libre. En uno de esos movimientos, Dallas firmó al ala defensiva Aldon Smith, quien portó por última vez un uniforme de la NFL en 2015, con Oakland Raiders, antes de ser sancionado en varias ocasiones por violación a las políticas de abuso de sustacias prohibidas y conducta personal.

Para gestionar por su reintegración a los emparrillados, Smith, de 30 años, estuvo frente a frente con el comisionado de la liga, Roger Goodell, comentó Stephen Jones, director de operaciones en el AT&T Stadium.

“Aún no hemos tenido noticias. Lo que sí sé con seguridad es que Aldon se ha reunido con el comisionado. Está esperando a recibir una respuesta”, confirmó Jones, y aprovechó para hablar también de la situación con Randy Gregory. quien fue suspendido por cuarta y última ocasión en febrero de 2019, por violar las políticas de sustancias prohibidas, así como los términos de su reintegración condicional.

“Creo que Randy podría [regresar] —no estoy totalmente seguro de dónde está la situación. En algunas ocasiones no tenemos información de ello. No tenemos la certeza de cuándo escucharemos algo de ello. Obviamente, la liga está viendo por sus intereses", añadió Jones, según reportó Mike Florio, de Pro Football Talk.

"Si en algún momento llegan al punto en el que Roger [Goodell] siente que pueden regresar a trabajar y jugar football, y si eso está dentro de sus prioridades en añadidura de lo que ocupan fuera del terreno de juego, entonces nosotros los recibiremos de regreso para trabajar".

Historial de mala conducta

Smith llegó a San Francisco por la vía del Draft, como la séptima posición global en 2011. Sus primeras dos campañas en la bahía lo posicionaron como una promesa en la posición. Después de cuatro años con el equipo, donde inició 30 partidos de 64 posibles, acumuló 44 capturas de quarterback.

En su última temporada en San Francisco, fue sancionado y se ausentó en nueve partidos por violaciones a las políticas de la liga y después lo arrestaron por supuestamente conducir bajo estado de ebriedad, por tercera vez en su carrera profesional.

A los Niners les costaba más tenerlo en el equipo que fuera. Antes de entrar a su quinto año, el equipo lo liberó.

En 2015 llegó a Oakland pero ni siquiera pudo terminar la campaña. Para noviembre fue suspendido y se perdió las dos campañas siguientes.

Luego de que se le acusó de violencia doméstica, el equipo, ahora de Las Vegas, liberó a Smith.

Cuando el defensivo firmó con Dallas un contrato que puede alcanzar los cuatro millones de dólares por incentivos, Jay Glazer, de Fox Sports, informó que Smith está "limpio y sobrio ahora".

En cuanto a Gregory, llegó a Arllngton como una selección de segunda ronda en el NFL Draft de 2015. Desde entonces ha jugado 28 partidos con Dallas, pero ha sido suspendido por 30 duelos.