NFL

Adam Thielen: Es "una lástima" que Stefon Diggs se haya ido

De 2016 a 2019, los dos receptores se combinaron para un total de 610 recepciones, 7,937 yardas y 50 touchdowns por 10 entregas de balón.

Adam Thielen y Stefon Diggs
Bruce Kluckhohn Associated Press

Desde que Stefon Diggs fue seleccionado en la quinta ronda del NFL Draft de 2015 por los Vikings, él y Adam Thielen se alinearon como receptores abiertos para la organización de Minnesota en cada una de las siguientes temporadas hasta la más reciente, en 2019.

Los jugadores, que forjaron una amistad más allá de los emparrillados y los vestidores, se separarán para la temporada 101 en la historia de la NFL, pues Diggs fue canjeado a mediados de marzo por el equipo de la NFC Norte a Buffalo Bills a cambio de múltiples selecciones del reclutamiento colegial.

Después de cinco años juntos, Thielen echará de menos a su compañero de equipo, con quien creó un dinámico duo en las laterales del U.S. Bank Stadium.

“Obviamente es una lástima que no esté aquí, porque era un duo muy divertido para trabajar el uno con el otro y cosas como esa, ya fuese durante las prácticas o en los partidos”, expresó el receptor a KFAN, según Chris Tomasson, de Pioneer Press.

De 2016 a 2019, periodo en el que ambos receptores iniciaron cuando menos diez encuentros cada uno, se combinaron para 610 recepciones, 7,937 yardas y 50 touchdowns por 10 entregas de balón.

“Así que definitivamente voy a extrañar eso, pero será divertido verlo tener éxito en otro lugar. Hemos hablado desde que lo traspasaron. Él es uno de mis buenos amigos y lo seguirá siendo por el resto de nuestras vidas”, agregó Thielen.

Bills esperan mejoras en el ataque aéreo

En el tercer año desde que Sean McDermott tomó las riendas del equipo, los Bills se metieron a playoffs (Wild Card) por segunda vez en ese lapso al finalizar la teporada anterior con marca de 10-6 gracias a una defensiva que terminó como la segunda en puntos permitidos (16.2) y tercera en yardas recibidas (298.2).

Sin embargo, el problema estuvo a la hora de ir a la carga. Las 201.8 yardas en el ataque aéreo por encuentro los posicionaron en el lugar 26 general de la liga. El mejor receptor de Josh Allen fue John Brown, quien tuvo su mejor año en su carrera y acumuló 72 recepciones para 1,060 yardas y seis anotaciones. Diggs, por otro lado, terminó con más de 1,000 yardas (1,130) por segundo año consecutivo y también atrapó seis pases en las diagonales.

Es por ello que la llegada del egresado de Maryland al Este de la AFC, y la salida de Tom Brady de esa división, abona a las posibilidades de los Bills de quedarse con su primer banderín desde 1995, cuando Jim Kelly jugó su penúltima temporada en Buffalo.