TORONTO FC

Alejandro Pozuelo: En Canadá están mejor que en España

El Jugador Franquicia de Toronto FC, dejó claro que el tema del coronavirus en Canadá apenas está comenzando, por lo que están mejor que su natal Sevilla.

Alejandro Pozuelo: En Canadá están mejor casos que en España

Alejandro Pozuelo habló de cómo se vive el tema del coronavirus en Canadá, donde apenas están comenzando a cerrar algunos restaurantes y negocios; por lo que la cuarentena, compra de viveres y medicamentos no es tan complicado como lo que se vive en España. Esto gracias a que todavía no hay tantos casos confirmados con COVID-19.

El Jugador Franquicia de Toronto FC, habló con EFE, donde destacó que las cosas comienzan a complicarse en Canadá, pero nada comparado con España; además de comentar que hasta el momento él se mantiene en casa, entrenando lo que se puede y en constante contacto con el cuerpo técnico, quienes le pidieron que no se acercara al club por ser español.

Aquí estamos bien dentro de lo que cabe. La gente está en casa por preocupación, ya que de momento no hay muchos casos. Ahora están comenzando a cerrar restaurantes y negocios. Y mientras tanto, nos quedamos tranquilos en casa, entrenando lo que se puede y en contacto con el cuerpo técnico. Al ser español, me han recomendado no ir por el club”, señaló el formado en la cantera del Betis.

Sobre la temporada de la MLS

El español considero una fortuna el estar comenzando la temporada, ya que a diferencia de las ligas europeas, donde quieren buscar una solución rápida para tener a un campeón, en Estados Unidos pueden acomodar el calendario y meter partidos entre semana para recuperar lo que tenían agendado originalmente, y hasta cierto punto, terminar en los tiempos establecidos en el inicio de la temporada si así lo quieren.

“La MLS lleva 10 días paralizada, pero acaba de comenzar, lo que es una suerte. Cuando se reanude, meterán partidos entre semana, apenas se han disputado dos jornadas y no existe la preocupación de España, donde hay prisa por terminar”, sentenció el bético.