BALONCESTO

Obvien los pasos y disfruten de una de las mayores locuras vistas... ¡y con 16 años!

Evidentemente la jugada debió ser anulada por la infracción, sin embargo, merece la pena apreciar semejante alarde físico en pleno partido.