Competición
  • Premier League
  • Serie A
  • Hoy en As

Los insultos de Reguilón a Messi y Suárez se roban la atención

Estados Unidos

Así que tenemos un nuevo ídolo en Madrid que se llama Reguilón porque insulta a Suárez llamándole feo y a Messi, pulga.

Y, ¿ya está?

Así que los ídolos de papel que queremos crear porque la humanidad necesita nuevas deidades de usar y tirar que, como decía Warhol, tengan sus cinco minutos de gloria en la tele, se hacen insultando a oponentes que cuando uno dormía en casa de sus padres hace diez años, esos ya marcaban goles a doquier.

El respeto no va exento de pasión. La nobleza no merma de ilusión cuando se tiene delante al mejor jugador de fútbol de todos los tiempos.

Qué pena que lo que salga en los medios sean los insultos de un aprendiz, en vez de explicar como en siete minutos Isco aclamado por el Bernabéu, se apropiaba del balón o como la mole destructiva del Barça volvía a arrasar en la casa blanca. Y esta vez no por el número de goles sino por el planteamiento de juego.

Todos sufrimos cuando vimos que Sergi Roberto, que no corre mucho, tenía que tapar a Vinicius. Sin embargo, el despliegue de ayudas de Piqué e incluso Lenglet fue constante y pletórico. Tanto que hizo desaparecer al brasileño.

Pero no, de lo que se ha vuelto a hablar es de los insultos de Reguilón, en vez de hablar de fútbol.

Pues muy mal.

0 Comentarios

Normas Mostrar