Competición
  • MLS
  • Copa Libertadores
  • Copa Sudamericana
  • Liga Ascenso MX Apertura
Copa Libertadores
Copa Sudamericana
Liga Ascenso MX Apertura
FINALIZADO
Leones Leones LEO

1

Atlético Zacatepec Atlético Zacatepec ZAC

3

WWE

El día que The Undertaker perdió su invicto en Wrestlemania

Recordamos la ocasión en la que el legendario peleador estadounidense fue derrocado. El imperio que tenía en Wrestlemania fue frenado hace cuatro años…

WWE

Recordamos la ocasión en la que el legendario peleador estadounidense fue derrocado. El imperio que tenía en Wrestlemania fue frenado hace cinco años…

Estados Unidos

The Undertaker es un peleador legendario a nivel mundial. Ha marcado a diversas generaciones que crecieron viendo la lucha libre estadounidense, y gracias a sus actuaciones es uno de los personajes más queridos en la industria.

Si algo lo caracterizó por décadas fue su invicto en el evento mundialmente conocido como Wrestlemania, en el cual participa desde la edición 1991, cuando derrotó a Jimmy “Superfly Snuka”. Rivales pasaban año con año sin tener la fortuna de poder derrotar a la leyenda viviente, que entre otras cosas, siempre atemorizó a sus enemigos con su triunfal entrada a los escenarios.

The Undertaker parecía contar con un invicto que no terminaría jamás. Pocos quizá dudaban que algún día su dominio acabaría, pero entonces el temido día llegó y paralizó a todo el mundo de la lucha libre. Amantes y rivales de “El Enterrador” no daban crédito a lo que presenciaban. Aquel imponente luchador había sido vencido.

El fin del “reinado”

Corría el año 2014, fue exactamente un 6 de abril cuando se llevó a cabo Wrestlemania 30 y todos aguardaban por el esperado combate estelar: The Undertaker vs Brock Lesnar.

Cuando ambos peleadores subieron al ring, se palpaba una tensión enorme, había gran expectativa, y a decir verdad, la pelea no defraudó. Fueron 25 minutos de intensa lucha con dominios alternos. The Undertaker había sufrido una contusión que mermó su capacidad arriba del escenario y ello fue aprovechado por Lesnar, quien se proclamó campeón ante todo pronóstico.

Aquella noche, el invicto del “Enterrador” quedó en 21 pelas y su nuevo récord finalizaba en 21-1. Su era había terminado y a muchos aficionados les fue imposible derramar algunas lágrimas.