Competición
  • MLS
  • LaLiga Santander
  • Premier League
  • Bundesliga
  • Campeonato Brasileño Serie A
  • Liga Ascenso MX Apertura
  • Liga Mexicana - Apertura
  • Ligue 1
  • Serie A
  • Liga Chilena
Campeonato Brasileño Serie A
Liga Ascenso MX Apertura
Correcaminos Correcaminos UAT

-

Alebrijes de Oaxaca Alebrijes de Oaxaca ALE

-

Atlético Zacatepec Atlético Zacatepec ZAC

-

Cimarrones Cimarrones CIM

-

Liga Mexicana - Apertura
Liga Chilena

Kansas City Chiefs

Los Chiefs están en problemas… aunque no lo parezca

Los Chiefs están en problemas… aunque no lo parezca

Sean M. Haffey

AFP

La derrota del lunes en Los Angeles podría resultar muy costosa para Kansas City más adelante.

Estados Unidos

Los Kansas City Chiefs están en problemas.

Tal vez es difícil ver esos problemas detrás de una actuación de 50 puntos, de un quarterback que acumula 37 pases de touchdown, de un running back con 14 anotaciones totales ni mucho menos detrás de una marca de 9-2. Pero ahí están.

Olvidémonos por un momento de que cualquier equipo que admite 54 puntos no está precisamente en una posición privilegiada. También dejemos de lado brevemente el hecho de que son la peor defensiva contra el pase, una sentencia de muerte en la NFL actual.

Los problemas de los Chiefs tienen tanto que ver con ellos mismos como con los equipos que lo rodean en la AFC. La derrota de Kansas City el lunes en un duelo que muchos comienzan a etiquetar de “clásico” podría ser lapidaria para un equipo que tiene un triunfo de playoffs desde 1993. Así de sencillo.

Aún en control de su destino en la cima de la Conferencia, los Chiefs ahora se encuentran solo medio juego por encima de Pittsburgh y tienen a favor un criterio de desempate que difícilmente sería factor por el empate de los Steelers. Un juego de ventaja sobre los Texans, y un juego sobre los Patriots, con el criterio de desempate en contra.

Eso deja a Kansas City sin margen de error lo que resta de la temporada en la lucha por el primer lugar de la Conferencia y la ansiada semana de descanso en la primera ronda de la postemporada.

Desde luego que un equipo con marca de 9-2, la segunda mejor ofensiva de la NFL y un quarterback con serias credenciales de MVP ha demostrado que puede operar sin margen de error.

Aunque después de ver el calendario restante, es posible que el del lunes no sea el último susto que pasen. En la semana 15 reciben a los Chargers que, al igual que sus verdugos Patriots y Rams, tienen los elementos para hacer de ese juego un tiroteo. Diez días después, en la penúltima semana, tienen una siempre complicada visita a Seattle.

Con sus únicas dos derrotas fuera de casa esta campaña, obtener el primer lugar de la AFC toma una nueva dimensión. Es un hecho que no quieren volver a Foxboro o Pittsburgh en la Final de Conferencia.

Más allá del calendario, la derrota del lunes sirvió como recordatorio de que, por increíble y talentoso que sea, Pat Mahomes sigue siendo un quarterback en su primer año como titular, al que se le puede vencer emocionalmente y que puede tomar malas decisiones.

Pero, tal vez lo más importante es que volvieron a perder un tiroteo. En sus únicas dos derrotas, Kansas City ha anotado 40 y 51 puntos (47 menos que los Bills en todo el año), y han cargado con el revés. ¿Por qué? Porque no cuentan con los elementos defensivos para frenar a quienes están dispuestos a intercambiar golpes con ellos. Porque sus carencias defensivas obligan a Mahomes a ser perfecto y contundente en prácticamente cada serie.

Eso es mucho pedirle a un pasador en su primer año como titular. Y en playoffs no tendrá más opciones que repetir el truco.

0 Comentarios

Normas Mostrar