MLS

El clásico de Los Ángeles con sabor a amigos y fútbol

Sol, amigos y fútbol, nada más tradicional para un clásico en LA

Tomada de MEXSPORT

Por primera vez se enfrentarán Carlos Vela y los hermanos Dos Santos en MLS, en una rivalidad que va creciendo con argumentos.

Los Angeles

Con altas temperaturas, el sol aún sin caer a las 7:30 de la tarde, muy cerca al centro de la ciudad y entre amigos. Así se disputará la segunda versión del clásico por la supremacía de Los Ángeles, en la MLS.

Son tres puntos en disputa, que realmente cuentan como seis, pues LAFC se encuentra segundo en la Conferencia Oeste y LA Galaxy cuarto, a tan solo cuatro puntos de diferencia. Por ello, y además del orgullo, algunos creen que evitar a los amigos o buscarlos para restregarles la victoria, será la tarea del viernes en Los Ángeles.

“Nunca quieres perder contra tus amigos, puedes perder con enemigos y no importa, pero con los amigos te los tienes que aguantar si pierdes con ellos”, aseguró el entrenador del LA Galaxy, Sigi Schmid, abriendo la ventana al mar de emociones que se espera del partido.

Schmid y Bob Bradley, el entrenador de LAFC, se conocen desde hace tiempo; John Thorrington, ejecutivo del equipo local en esta oportunidad, jugó para Schmid; y por supuesto los hermanos Jonathan y Giovani dos Santos son muy cercanos con Carlos Vela, encuentro que no se dio en el primer partido entre los dos clubes por lesiones de los hombres de LA Galaxy.

“Siempre he dicho que les deseo lo mejor, pero cuando juegan contra mi quiero ganar yo y que mi equipo gane para que me tengan que aguantar ellos a mí y no yo a ellos. Esa es la diferencia de este tipo de partidos”, aseguró al respecto Vela, quien comanda un vertiginoso ataque en LAFC.

El menor de los Dos Santos en MLS no se quedó atrás en la ‘picada’ del encuentro. “Voy a ver si salgo a comer antes del partido con él”, dijo Jona refiriéndose a Vela y bromeando con macabras intenciones. “A ver si le meto un poquito de veneno a su comida para que no pueda jugar”, soltó entre risas.

Ya en plan más serio, Jonathan aseguró que será el nacido en Cancún una pieza clave para desconectar en el rival. “Le deseo toda la suerte del mundo, es un gran amigo y creo que va a ser un bonito partido”.

El menor de los Dos Santos en el LA Galaxy aseguró además que ya tiene una pequeña cábala en relación al enfrentamiento con Vela y el LAFC. No le va a proponer ni aceptar apuestas, “por ahora no, que sea como la vez pasada que no apostamos y nosotros ganamos (el partido)”.

En esa ocasión, el LAFC arrancó con una sorprendente ventaja de 3-0 que vio diluirse en una derrota 4-3 en favor de LA Galaxy con un doblete de Zlatan Ibrahimovic, quien justo ese día jugó sus primeros 20 minutos en la MLS.

“Dije antes del partido que quería que fuera divertido para comenzar la rivalidad. Ahora espero que sea similar, pero que lo terminemos ganando”, aseguró Vela.

Los dos equipos son muy diferentes a los que se midieron aquel lejano ya 31 de marzo. De hecho LA Galaxy a pesar de haberse quedado con esos tres puntos, estaba en una complicada situación que ha podido ir corrigiendo.

El entrenador de LA Galaxy pidió a sus aficionados que sean muy ruidosos en el estadio de LAFC, donde ya es conocido el gran ambiente que los seguidores del equipo ‘negro y dorado’ de Los Ángeles han creado.

Y lanzó una advertencia que revisando lo ocurrido en el primer enfrentamiento y los ingredientes adicionales, puede ser premonitoria. “Si no tienen boleto, asegúrense de prender el televisor”.

0 Comentarios

Normas Mostrar