El tenis, deporte líder en apuestas sospechosas en 2016

TENIS

El tenis, deporte líder en apuestas sospechosas en 2016

El tenis, deporte líder en apuestas sospechosas en 2016

Según un informe de la Asociación Europea de Seguridad Deportiva (ESSA), el tenis está implicado en el 80% de la actividad con apuestas sospechosas.

Casi en el 80% de todos los casos de apuestas sospechosas reportadas a la Asociación Europea de Seguridad Deportiva (ESSA) en 2016 está involucrado el tenis, según revela un artículo de Dan Palmer en la web Inside the Games. En total, 130 casos han llamado la atención de la ESSA, la organización que vela contra las apuestas ilegales y el amaño de partidos en los deportes. El tenis está envuelto en 103 de ellos, una cifra considerablemente mayor que la del segundo deporte más afectado, el fútbol, donde solo de detectaron 16 casos. Hay cuatro relacionados con el voleibol y dos con voley playa y el tenis de mesa. Con solo uno por cabeza aparecen el snooker, el balonmano y el baloncesto.

71 de los casos se originaron en Europa, 25 en Asia, 14 en Sudamérica, 12 en África y siete en Norteamérica. La cantidad de ellos ha superado en más de 100 a los registrados en 2015, pero  la ESSA aclara que esto ha sucedido porque han aumentado el número de miembros asociados a la organización y los acuerdos de intercambio de información.

En el cuarto trimestre del año se produjeron 41 alertas, 29 con el tenis de por medio. El amaño de partidos sigue siendo un problema grave para el deporte y en muchos con muchos se cree que el problema se debe a la falta premios cuantiosos en torneos y campeonatos que están fuera de la élite en algunos deportes. Los casos relacionados con el tenis fueron transmitidos a la Unidad de Integridad del Tenis (TIU).

El presidente de la ESSA, Mike O'Kane, dijo: "Las cifras muestran los peligros del mal uso de información privilegiada y del amaño de partidos por parte de los operadores de apuestas. ESSA continuará siendo un partidario ardiente de los operadores responsables y regulados a través de nuestro sistema de alerta para proteger a nuestra creciente lista de miembros, los consumidores y los deportes de las apuestas corruptas".

El campeón del Abierto de Australia júnior de 2015, Oliver Anderson, fue acusado de amaño de partidos a principios de este mes. A raíz de este suceso, el extenista australiano Nick Lindahl recibió una sanción de siete años, y el tenista rumano Alexandru-Daniel Carpen fue suspendido de por vida.

El informe completo de la ESSA, aquí.

0 Comentarios

Normas Mostrar