MUNDIAL DE CLUBES

La FIFA dice que no hubo fuera de juego en el gol del Kashima

El húngaro utilizó el videoarbitraje para señalar un penalti. Sólo puede llevarse a cabo para revisar un gol, un penalti, una tarjeta roja o una confusión de identidad.

Kassai explica el penalti señalado.
Kim Kyung-Hoon REUTERS

El colegiado húngaro Viktor Kassai señaló el primer penalti ayudado por la repetición en vídeo en el Mundial de Clubes y la polémica surgió cuando Nishi, jugador zancadilleado cuando se desmarcaba para buscar el centro, estaba en fuera de juego.

La FIFA explica ahora en un comunicado que "el árbitro asistente había aplicado correctamente la técnica de esperar hasta ver cómo terminaba la jugada con respecto a la posible posición de fuera de juego del jugador objeto de la infracción. El fuera de juego nunca se había producido porque el jugador no había estado nunca en disposición de disputarle el balón al rival".

El máximo organismo internacional del fútbol había explicado los cuatro motivos por los que se podría recurrir al vídeo para señalar una jugada. Para decidir en el caso de los goles, (ayudar si se ha producido alguna función que impida conceder el gol), por penaltis, por tarjetas rojas o por confusión de identidad en el caso del árbitro, si no amonesta o expulsa al jugador que ha cometido la infracción. 

Imagen explicativa de la FIFA sobre el videoarbitraje.

El en caso de los fueras de juego no está contemplado que el árbitro pueda recurrir al vídeo para rearbitrar la situación del jugador, aunque en esta situación concreta la posición antirreglamentaria pudo condicionar la repetición llevada a cabo por la revisión del penalti, aspecto que sí se incluye entre los cuatro motivos a los que el árbitro puede recurrir.